Mueren en un bombardeo del Ejército de Colombia cinco disidentes de las FARC implicados en la muerte de tres geólogos

FARC
REUTERS - Archivo
Actualizado 05/10/2018 8:25:02 CET

BOGOTÁ, 5 Oct. (Reuters/EP) -

Cinco disidentes de la antigua guerrilla Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), responsables de la muerte de tres geólogos de la minera canadiense Continental Gold, han fallecido en un bombardeo de las Fuerzas Militares en el noroeste de Colombia, según ha informado este jueves el presidente de Colombia, Iván Duque.

Los geólogos fallecieron el pasado 19 de septiembre en una zona rural del municipio de Yarumal, en el departamento de Antioquia, durante una incursión de disidentes de las FARC que no aceptaron los términos del acuerdo de paz firmado en 2016 para poner fin a un conflicto de más de medio siglo y que decidieron continuar con la lucha armada.

"En las últimas horas han muerto en el desarrollo de operaciones militares cinco bandidos de la estructura que asesinó a los tres geólogos de la compañía Continental Gold", ha manifestado el comandante de la cuarta brigada del Ejército, general Juan Carlos Ramírez.

Horas antes, el presidente de Colombia, Iván Duque, ha revelado que autorizó un bombardeo contra el grupo armado ilegal responsable del ataque y de la muerte de los geólogos.

"Nosotros dijimos que no quedarían en la impunidad esos crímenes y esa acción contundente de la Fuerza Pública muestra que el que la hace la paga", ha aseverado.

El ataque obligó a Continental Gold a suspender su proyecto de exploración en Yarumal, aunque continúa la operación de una mina cerca del municipio de Buriticá que produce anualmente 7.000 onzas de oro y avanza en la construcción de un complejo que estará listo en el 2020, con el que espera alcanzar una extracción de 280.000 onzas al año.

Aunque unos 12.000 integrantes de las FARC, incluidos más de 6.000 combatientes, depusieron las armas y se reintegraron a la sociedad conformando un partido político, más de 1.200 se apartaron del acuerdo de paz y conformaron grupos disidentes dedicados al narcotráfico y a la minería ilegal.

Aunque la violencia y la intensidad del conflicto, que ha dejado unos 260.000 muertos, disminuyó por el acuerdo de paz con las FARC, las disidencias, el guerrillero Ejército de Liberación Nacional (ELN) y bandas criminales dedicadas al tráfico de drogas continúan enfrentando a las Fuerzas Armadas y cometiendo actividades criminales.