Publicado 14/05/2020 18:37:30 +02:00CET

Mueren dos trabajadores sociales en un ataque en el este de Turquía cuando daban ayuda contra el coronavirus

Coronavirus.- Mueren dos trabajadores sociales en un ataque en el este de Turquí
Coronavirus.- Mueren dos trabajadores sociales en un ataque en el este de Turquí - GETTY IMAGES / CHRIS MCGRATH - Archivo

MADRID, 14 May. (EUROPA PRESS) -

Al menos dos trabajadores sociales han muerto este jueves en un ataque ejecutado contra su vehículo en la provincia turca de Van (este) cuando participaban en tareas de ayuda ante la pandemia de coronavirus en el país, según han confirmado las autoridades.

El Gobierno provincial de Van ha indicado en un comunicado que los dos fallecidos eran miembros del Grupo de Apoyo Social Vefa, creado en respuesta a la pandemia, y ha agregado que volvían en vehículo de entregar ayuda en la localidad de Ozalp, que se encuentra en cuarentena.

"El vehículo (desde el) que (se) cometió el ataque ha escapado de la escena del crimen", ha señalado, al tiempo que ha indicado que otro civil ha resultado herido en el incidente, según ha recogido el diario turco 'Daily Sabah'.

Las autoridades turcas han confirmado además la puesta en marcha de una operación de seguridad a gran escala en la zona para intentar capturar a los responsables del ataque.

Fahretín Altun, director de comunicaciones del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha achacado el ataque al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), si bien por el momento no hay reclamación de la autoría.

En una serie de mensajes publicados en su cuenta en la red social Twitter, Altun ha señalado que "los terroristas del PKK han atacado nuevamente a la caridad y la hermandad". "Nuestro Estado hará rendir cuentas a esta traicionera organización terrorista por este golpe bajo en Ramadán", ha zanjado.

El incidente ha tenido lugar horas después de que el ministro de Interior, Suleyman Soylu, informara de la muerte de cinco presuntos miembros del PKK en operaciones llevadas a cabo el miércoles en las provincias de Diyarbakir y Sirnak, situadas en el sureste del país.

El Ejército turco ha intensificado sus operaciones contra el PKK tanto en el país como en el norte de Irak --donde la formación cuenta con numerosas bases-- desde que quedó roto el alto el fuego entre el Gobierno y el grupo armado en julio de 2015.

Más de 40.000 personas, en su mayoría kurdos, han muerto desde que el PKK se alzó en armas contra las fuerzas gubernamentales en 1984. El grupo está considerado organización terrorista por Turquía, la UE y Estados Unidos.

Contador