Nicaragua.- Las dos principales fuerzas políticas del país abren centros de votación para sus elecciones primarias

Actualizado 14/05/2006 23:02:30 CET

MANAGUA, 14 May. (EP/AP) -

Por primera vez en Nicaragua, dos fuerzas políticas abrieron este domingo centros de votación para que cualquier ciudadano participe en elecciones primarias con el fin de escoger los candidatos a diputados para la Asamblea Nacional.

El movimiento 'Vamos' del candidato presidencial Eduardo Montealegre, una de las organizaciones que integran la Alianza Liberal Nicaragüense-Partido Conservador (ALN-PC), dispuso urnas a nivel nacional para que sus militantes y la población vote por 137 candidatos a diputados.

El ex banquero Montealegre es el aspirante presidencial de la ALN-PC, quien según una encuesta del mes pasado, lidera levemente las preferencias con un 22% de las intenciones de voto.

Mauricio Montealegre, de la comisión electoral de la ALN, dijo que en las primarias el movimiento Vamos elegirá a sus 70 candidatos a diputados. También el opositor Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) realizó elecciones internas en los departamentos de Managua, Masaya, Granada, Carazo y Rivas para elegir sus aspirantes al Congreso.

En el resto de departamentos del país, el FSLN llevó a cabo las primarias el pasado domingo. El FSLN admitió la posibilidad de que voten los ciudadanos que no sean miembros de ese partido izquierdista y ex fuerza guerrillera. El único requisito fue presentar la cédula de identidad y votar por determinado número de aspirantes a diputados.

José Figueroa, secretario ejecutivo de la bancada sandinista en la Asamblea Nacional, dijo a AP que sólo en Managua se dispusieron 132 centros de votación. El candidato presidencial del FSLN Daniel Ortega y sus colaboradores más cercanos decidieron no votar en las elecciones primarias.

Rosario Murillo, portavoz del partido sandinista, explicó a AP que la decisión se adoptó a última hora "para evitar" que la presencia del ex presidente Ortega en los centros de votación sea interpretada como un apoyo implícito a determinados aspirantes.

En las elecciones generales del noviembre próximo se elegirá a al nuevo Presidente de la República, más 70 diputados departamentales y 20 nacionales, así como 20 diputados para el Parlamento Centroamericano.