Publicado 04/02/2021 15:19CET

Nigeria.- Las fuerzas de Nigeria matan a decenas de presuntos miembros de Boko Haram en operaciones el bosque de Sambisa

Soldados nigerianos
Soldados nigerianos - KYLE M. ALVAREZ / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las fuerzas de seguridad de Nigeria han matado a decenas de presuntos miembros de Boko Haram en el marco de una ofensiva lanzada en el bosque de Sambisa, situado en el noreste del país africano y uno de los principales bastiones del grupo yihadista.

Según las informaciones recogidas por el diario nigeriano 'Daily Post', la ofensiva se ha concentrado en el conocido como Triángulo Tombuctú, donde los yihadistas se encuentran fuertemente atrincherados, lo que ha provocado que las fuerzas de seguridad no hubieran logrado penetrar en él durante años.

La zona, en la que se encuentran localidades como Buk, Gorgi y Talala, se extiende hacia la frontera con el estado de Yobe. La ofensiva, encabezada por el Ejército y con apoyo de la Fuerza Aérea, se ha saldado con el rescate de un número indeterminado de civiles secuestrados por el grupo, así como con la incautación de diverso armamento.

Las autoridades de los países de la región utilizan el nombre de Boko Haram para referirse indistintamente a la facción encabezada por Abubakar Shekau y la reconocida como rama del grupo yihadista Estado Islámico en la región, Estado Islámico en África Occidental (ISWA).

Aunque el presidente nigeriano, Muhammadu Buhari, llegó a dar por derrotado a Boko Haram y el Ejército ha intensificado sus acciones en la zona del lago Chad donde opera, lo cierto es que, tanto la facción que lidera Shekau como ISWA, han recrudecido en los últimos meses sus acciones. También han llevado a cabo ataques en Camerún, Chad y Níger.

El propio Buhari anunció la semana pasada una remodelación de la cúpula de las Fuerzas Armadas, sin dar razones de este inesperado movimiento, atribuible aparentemente a la inseguridad que persiste en ciertas zonas del país.

De hecho, los ataques en Nigeria, anteriormente centrados en la zona noreste del país se han extendido durante los últimos meses a otras zonas del norte y el noroeste, haciendo saltar las alarmas por la posible expansión de estas redes terroristas y criminales.