Publicado 10/06/2020 06:40CET

Nigeria.- La ONU señala que se necesitan 160 millones de euros para mantener la ayuda de millones de personas en Nigeria

Nigeria.- La ONU señala que se necesitan 160 millones de euros para mantener la
Nigeria.- La ONU señala que se necesitan 160 millones de euros para mantener la - ACNUR/WILL SWANSON - Archivo

MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Programa Mundial de Alimentos (PMA) de Naciones Unidas ha alertado este miércoles de que se necesitan 160 millones de euros para mantener la ayuda vital que necesitan millones de personas en Nigeria, tras los estragos que están dejando tras de sí los conflictos internos y la pandemia en el país más poblado del continente africano.

"Nos preocupan las comunidades afectadas por conflictos en el noreste de Nigeria que ya enfrentan hambre extrema y que son especialmente vulnerables", ha contado la portavoz principal del PMA, Elisabeth Byrs, en referencia a los estados de Borno, Adamawa y Yobe, cuyos habitantes hacen frente a una insurgencia armada desde hace una década.

Se trata de una de las peores crisis humanitarias, que cuenta con casi 8 millones de personas, en especial mujeres y niños, dependientes de la asistencia y la ayuda humanitaria, detalla la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA).

Byrs ha explicado que el PMA está distribuyendo desde hace dos meses alimentos a los campos de desplazados y a las comunidades vulnerables, mientras continúan las medidas de restricción de movimientos impuestas para hacer frente a la pandemia.

La portavoz de esta oficina de la ONU ha detallado que la ayuda humanitaria que se está brindando en estos asentamientos beneficia a 1,8 millones de personas.

A su vez, explica, la situación no sólo ha empeorado en el noreste del país, sino a todo el territorio, ya que se ha producido una fuerte caída de los precios internacionales del petróleo, el principal producto de exportación de Nigeria, desde el comienzo de la crisis sanitaria.

Hasta la fecha, los últimos datos que maneja la Organización Mundial de la Salud (OMS) acerca de la situación de la pandemia en Nigeria indican que el país ha registrado 12.801 casos y 361 muertes relacionadas con la COVID-19.

Byrs ha explicado que la situación es especialmente preocupante para casi cuatro millones de personas, cuya fuente de ingresos procede de trabajos informales, el sector laboral más perjudicado por las medidas de cuarentena y de restricción de movimientos, pues no están sujetos a las ayudas del Estado.

La situación puede empeorar, ha alertado, ya que hasta un total de 13 millones de personas podrían verse afectadas si las restricciones de movimiento continúan por un período de tiempo más largo, lo que se sumaría a los casi 20 millones, el 23 por ciento de la fuerza laboral, que ya no tenía trabajo antes del estallido de la crisis sanitaria.

"En un país donde cerca de 90 millones de personas, el 46 por ciento de la población, viven con menos de 2 dólares al día, esto es una verdadera preocupación", ha expuesto Byrs.

No obstante, tres millones de personas recibirán ayuda, ha explicado Byrs, con el apoyo de las autoridades locales y las redes de apoyo de las ciudades de Abuya, Kano y Lagos, zonas donde esta agencia de Naciones Unidas no había estado presente hasta ahora.

Aunque se está ampliando el radio de actuación del PMA en Nigeria, Byrs también ha reconocido que las medidas de restricción de movimientos están afectando a las cadenas de suministro, pero, ha insistido, se seguirá "brindando asistencia y apelando a todas las partes para garantizar el acceso a las personas necesitadas".

Entre las medidas adoptadas por el PMA está la de reajustar los programas de comidas escolares de las que disfrutaban cientos de miles de niños en Nigeria antes de tener que cerrarse los centros educativos por la COVID-19.

El nuevo programa, dirigido por el Ministerio de Asuntos Humanitarios de Nigeria, tiene como objetivo llegar a nueve millones de niños en tres millones de hogares en los 36 estados del país, donde el cierre de escuelas ha afectado a unos 39 millones de jóvenes.