Publicado 04/09/2021 07:01CET

Nueva Zelanda.- La primera ministra de Nueva Zelanda promete endurecer las leyes antiterroristas tras el atentado

Prime Minister Jacinda Ardern during a press conference at New Zealand Parliament in Auckland, New Zealand, Friday, September 3, 2021. A Sri Lankan national injured six people at an Auckland supermarket on Friday in a terrorist attack. (AAP Image/Stuff Po
Prime Minister Jacinda Ardern during a press conference at New Zealand Parliament in Auckland, New Zealand, Friday, September 3, 2021. A Sri Lankan national injured six people at an Auckland supermarket on Friday in a terrorist attack. (AAP Image/Stuff Po - AAPIMAGE / DPA

Ascienden a siete los heridos por el ataque, tres en estado grave

El atacante, un individuo "muy paranoico", había sido seguido por las autoridades desde hacía más de 50 días

MADRID, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, ha prometido este sábado endurecer la leyes antiterroristas en el país en este mes de septiembre después del atentado perpetrado por un individuo con un cuchillo en un supermercado, que ha dejado un total de siete heridos.

Actualmente se encuentra en el Parlamento una legislación que tipificaría como delito la planificación de un atentado terrorista, por lo que Ardern ha subrayado que "trabajará para aprobar esta ley lo antes posible, a más tardar a finales de este mes".

Respecto al atentado en el supermercado de la localidad de Auckland, la jefa de Gobierno ha señalado en una rueda de prensa que los heridos se han elevado a siete, uno más que los notificados ayer en un primer momento. Del total, tres se encuentran en estado crítico, informa 'New Zealand Herald'.

El atacante, un ciudadano de Sri Lanka de 32 años cuya identidad no ha trascendido, ha sido calificado como un terrorista ya que, de hecho, permanecía bajo vigilancia policial porque se tenía constancia de que podía preparar un atentado "inspirado" por el grupo yihadista Estado Islámico.

Bajo vigilancia policial desde 2016 por ser "una amenaza conocida para el país", el atacante llevaba siendo seguido por las autoridades desde hacía 53 días, si bien los agentes no pudieron acceder al supermercado con él. En el lugar, el individuo cogió un cuchillo de cocina de las estanterías y ejecutó el ataque, que duro entre "60 y 90 segundos", tras lo que fue abatido por disparos de la Policía.

El comisionado de Policía, Andrew Coster, ha dicho que el terrorista era una persona "muy paranoica" y "poco cooperativa". En 2017 fue detenido en el aeropuerto de Auckland cuando creían que se dirigía a Siria y ha sido acusado varias veces por posesión de cuchillos. En julio de este año fue puesto en libertad al agotarse las vías para mantenerlo en custodia.

"A lo largo de este período, los funcionarios se reunieron varias veces para considerar qué vías podrían seguirse para abordar el riesgo que representaba este individuo y para prepararse ante la posibilidad de que se nos acabaran las vías legales para detenerlo", ha explicado la primera ministra.

Contador