Actualizado 07/05/2015 16:58:14 +00:00 CET

Obaca, ¿el primer presidente negro de Argentina?

Obaca, el candidato negro a la Presidencia de Argentina
Foto: TWITTER/@OBACA2015

BUENOS AIRES, 7 May. (Notimérica) -

   La repatriación forzada de Messi, quemar la Casa Rosada y repartir el dinero del seguro entre todos los argentinos o uniformes de policías para todos contra la inseguridad son algunas propuestas del humorístico candidato negro a la Presidencia de Argentina: Obaca.

   Los próximos meses de agosto y octubre tendrán lugar las elecciones a la Presidencia de Argentina y, entre los numerosos candidatos destaca el nombre de quien quiere ser el primer presidente negro del país: Omar Obaca.

   "¿Por qué no confiar en una cara nueva en la política? ¿Por qué no confiar en una cara negra?", dice el candidato mientras sonríe en su página web, donde además muestra su lema: "Votá en negro".

   Omar Obaca es en realidad una cómica artimaña publicitaria del canal de televisión web FWTV, encarnado por el actor argentino Marcos Martínez, aunque la paródica campaña ha llegado hasta la vía pública con propagandas electorales.

   La gran ironía de este falso candidato es que es el único que hace propuestas electorales, ya que --como señaló Notimérica-- ninguno de los candidatos a las elecciones tiene un programa electoral con propuestas concretas.

  


    En los numerosos vídeos de Obaca hay continuas parodias a la política argentina, como su signo con tres dedos levantados simbolizando una W: "De winner", dice, parodiando al signo V de victoria que hacen los 'peronistas' con dos dedos.

LAS PROPUESTAS DE OBACA

   Entre las cómicas propuestas de Obaca destaca la repatriación de los grandes jugadores argentinos al país: "Por ley, los jugadores más prestigiosos tienen que volver y jugar en su club un año. ¿Sabés lo que va a ser ese torneo?", sonríe emocionado: "¿Que vuelvan los científicos? ¡Que vuelva Messi!".

   También propone dar dinero a todos los argentinos: repartir las reservas, vender YPF y repartir las ganancias, quemar la Casa Rosada y repartir el dinero del seguro. "¿Para qué ahorrar?", dice mientras con una calculadora hace cuentas de cuánto dinero ganaría cada argentino.

   Además, para salir del atolladero económico, Obaca dice que tiene un plan para robarle todo a la Reserva Federal de Estados Unidos: "Los argentinos somos muy buenos robando, el problema es que nos robamos entre nosotros. Yo propongo robar, sí, pero unidos como pueblo".

   A su vez, propone un gran cambio en el Código Civil para paliar los divorcios: libreta de matrimonio con fecha de vencimiento a los cuatro años. "Si el DNI vence, el pasaporte también, el registro de conducir también... ¿por qué la libreta de casamiento no, si también es un documento?", se pregunta.

   "¿Sabés qué lindo cuando quedan cinco o seis meses para el vencimiento? ¿No querés sacar la basura? Mirá que no te renuevo la libreta... ¿Vos querés mantener viva la llama del amor? ¡Ponele fecha de vencimiento! Vas a ver cómo cambian las cosas", señala.

   Contra la rampante inseguridad del país, Obaca propone repartir uniformes de policías para todos: "Si todos estamos vestidos de policía, vamos a sembrar la paranoia de los delincuentes" y, además, "el que pinte su auto de patrullero, va a tener bonificado seguro y patente".

   En cuanto a la evasión fiscal, Obaca promete cambiar el Impuesto al Valor Agregado (IVA) por el Impuesto Viril Argentino, de forma que "como en los países del primer mundo, paguemos los impuestos... pero con orgullo". De esta manera, dice: "¿Sabés cómo se la van a medir para ver quién tiene el impuesto más largo?".

   En materia de educación, el candidato propone el proyecto "10 para todos": "A partir de ahora, a los argentinos habrá que calificarlos en una escala del 9 al 10", con la posibilidad de fraccionar la nota e incluso sacar 10+ y 10++: "Se acabaron las frustraciones", señala.

   Finalmente, para atajar el problema de los sueldos de los políticos y su corrupción, Obaca propone cortar por lo sano: "Se van todos los políticos y entonces nos ahorramos todos los sueldos", se ríe.