Publicado 15/01/2021 15:26CET

La oposición pide aplazar las legislativas para tener tiempo para organizarse tras la última crisis en Costa de Marfil

El expresidente de Costa de Marfil Henri Konan Bédié
El expresidente de Costa de Marfil Henri Konan Bédié - PDCI - Archivo

MADRID, 15 Ene. (EUROPA PRESS) -

La oposición de Costa de Marfil ha reclamado este viernes a la comisión electoral un aplazamiento de las elecciones legislativas, previstas para el 6 de marzo, para obtener más tiempo para prepararse para los comicios tras las polémicas presidenciales del 31 de octubre, que sumieron al país en una grave crisis política.

El secretario ejecutivo del opositor Partido Democrático de Costa de Marfil (PDCI), Roland Adiko, ha destacado que "el calendario electoral es muy difícil" y ha señalado que el partido aboga por "aplazar" la votación debido al poco margen dado para la preparación de las mismas.

Así, ha propuesto que los comicios se celebren a finales de marzo, lo que ha sido apoyado por Gervais Tcheidé, de la plataforma Juntos para la Democracia y la Soberanía (EDS), quien ha apostado por "una fecha que convenga a todos", según ha informado el portal de noticias Koaci.

Por su parte, Koaukou Krah, encargado de las elecciones en el Frente Popular Marfileño (FPI), ha indicado que "a falta de un aplazamiento electoral", se podría optar por aplazar la fecha para la entrega de las candidaturas, lo que daría más margen a la oposición.

El presidente de la comisión electoral marfileña, Ibrahime Coulibaly-Kuibiert, ha rechazado sin embargo estos llamamientos y ha resaltado que el organismo mantendrá el calendario previsto, que contempla que las candidaturas se presenten antes del 20 de enero y que la campaña arranque el 26 de febrero.

El primer ministro de Costa de Marfil, Hamed Bakayoko, aplaudió a finales de diciembre el anuncio sobre la organización de legislativas en marzo y apuntó a la existencia de un "gran consenso" durante el proceso de diálogo nacional sobre este punto, en medio de la crisis provocada por las presidenciales.

En el proceso de diálogo abierto tras la crisis provocada por la decisión del presidente, Alassane Ouattara, de presentarse a un tercer mandato participan los dos principales partidos opositores, el FPI del expresidente Laurent Gbagbo y el PDCI del exmandatario Henri Konan Bédié.

Ouattara prometió durante la jura de su cargo "reforzar" la "reconciliación", antes de tender la mano a la oposición para rebajar las tensiones. Posteriormente, nombró como ministro para la Reconciliación Nacional al excandidato a la Presidencia Kouadio Konan Bertin, el único de los tres candidatos opositores que no boicotearon las elecciones.

Las tensiones han provocado que parte de la población marfileña tema que otra polémica electoral pueda conducir a una nueva oleada de violencia como la que sacudió el país entre 2010 y 2011, cuando Gbagbo se negó a reconocer la victoria de Ouattara en las urnas.