Publicado 27/05/2020 02:04CET

La oposición de Surinam inicia sus primeros contactos para crear un gobierno de coalición que desbanque a Bouterse

Desi Bouterse, presidente de Surinam
Desi Bouterse, presidente de Surinam - UNASUR - Archivo

MADRID, 27 May. (EUROPA PRESS) -

La oposición de Surinam del todavía presidente, Desi Bouterse, ha iniciado ya los primeros contactos para crear un gobierno de coalición que impida un tercer mandato del actual jefe del Estado, después de las elecciones celebradas el lunes y en las que no hubo un claro vencedor, tras conocerse los primeros resultados preliminares.

Así, y tras un recuento de más del 60 por ciento de los votos, sería el Partido de la Reforma Progresista (VHP) del exministro de justicia Chan Santokhi quien se habría hecho con el triunfo al lograr de momento 21 de los 51 escaños en juego, aunque se necesitan 26 para formar gobierno.

Por su parte, Bouterse y su Partido Nacional Democrático (PND), al frente de Surinam desde 2010, aspiran a un tercer mandato, aunque de momento sólo habría logrado 15 escaños, once menos de los que logró en las elecciones de 2015.

Bouterse lideró el país sudamericano, antigua colonia de Países Bajos, durante los años ochenta al frente de una junta militar. Posteriormente, alcanzó la Presidencia en 2010 y fue reelegido cinco años después.

El mandatario encabezó en febrero del 1980 el 'Golpe de los Sargentos', en el que fue derrocado Johan Ferrier, quien cinco años antes se había convertido en el primer presidente de Surinam tras su independencia.

Bouterse fue condenado a 20 años de prisión por un tribunal militar a finales de noviembre del año pasado tras ser hallado culpable por la ejecución de 15 opositores en 1982 tras un golpe de Estado para hacerse el poder.

No obstante, y pese a que la oposición pidió su renuncia, este tribunal no ordenó su detención. Años atrás, en 1999, la Justicia neerlandesa le acusó de estos mismos hechos, además de por tráfico de cocaína.

Las autoridades de Surinam levantaron el cierre parcial al que hace frente el pequeño país, situado en el norte de Sudamérica, en medio de la pandemia global del nuevo coronavirus, para permitir que más de 350.000 votantes pudieran acudir a las urnas.

Se espera que los resultados definitivos de las elecciones se conozcan este miércoles, según ha apuntado el periódico local 'De Ware Tijd'.

El martes se aplazó el traslado de los resultados de la capital, Paramaribo, ya que según el presidente de la mesa electoral, Mike Nerkust, el personal tenía que descansar, lo que ha levantado las sospechas de la Plataforma Antifraude, quienes temen posibles regularidades.