Publicado 27/11/2020 20:46CET

El opositor UPC de Diabré "toma nota" de los resultados electorales en Burkina Faso y denuncia "insuficiencias graves"

El presidente de Burkina Faso, Roch Marc Christian Kaboré
El presidente de Burkina Faso, Roch Marc Christian Kaboré - LI XUEREN / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

El hasta ahora portavoz opositor, Tahirou Barry, destaca "insuficiencias a nivel organizativo" pero felicita a Kaboré

MADRID, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Unión para el Progreso y el Cambio (UPC), liderada por Zéphirin Diabré, uno de los principales candidatos opositores a la Presidencia en las elecciones del 22 de noviembre, ha resaltado que "toma nota" del anuncio sobre la victoria del presidente, Roch Marc Christian Kaboré, y ha denunciado nuevamente "insuficiencias graves" en la votación.

El portavoz de la UPC, Moussa Zerbo, ha apuntado en un comunicado a "insuficiencias graves que han empañado la regularidad y la sinceridad de la doble votación --presidenciales y parlamentarias--" y ha evitado felicitar a Kaboré, si bien no ha rechazado frontalmente los resultados.

La oposición y el propio Diabré habían denunciado "fraude" durante la jornada del lunes y adelantaron que no reconocerían una posible victoria de Kaboré en las urnas, confirmada el jueves por la comisión electoral a través de sus resultados provisionales, que aún deben ser ratificados por el Tribunal Constitucional.

En este sentido, la UPC ha dicho que antes de realizar su anuncio ha tenido en cuenta la "situación difícil que atraviesa el país" y que "la cohesión social es una necesidad imperiosa para vivir juntos", al tiempo que ha felicitado a "la totalidad del pueblo burkinés" por su participación en las elecciones.

"Reafirmamos nuestra voluntad renovada de siempre preservar la paz, la estabilidad y la seguridad en Burkina Faso y de poner el interés superior de la nación por encima de cualquier otra consideración", ha argumentado, tal y como ha recogido el portal burkinés de noticias Infowakat.

Los principales partidos de oposición --unidos en un frente común con el que buscaban evitar un segundo mandato de Kaboré-- afirmaron el jueves que "toman nota de los resultados provisionales proclamados por la CENI" y advirtieron de que se reservan "el derecho de utilizar las vías legales de recurso para tratar las irregularidades detectadas" durante el proceso electoral.

En una línea más dura se expresó horas más tarde el candidato Isaad Zida, quien habló de "robo". "Me gustaría felicitar al candidato ganador, pero no puedo hacerlo, ya que sería como ir contra mis valores de felicitar a alguien que no ha ganado honestamente", manifestó, según el portal Burkina24.

Zida manifestó que Kaboré y su partido, el Movimiento del Pueblo para el Progreso (MPP), "tenían la posibilidad de ganar estas elecciones de una forma que preservara la dignidad del país". "Además de fraudes masivos, la organización misma de la votación ha sido un verdadero desastre", remachó.

Por contra, el candidato Tahirou Barry, quien ha ejercido como portavoz de la alianza opositora contra Kaboré durante la campaña electoral, se reunió a última hora del jueves con el presidente para felicitarle, pese a que días antes se había sumado a la denuncia conjunta sobre un presunto fraude en las elecciones.

"Pese a las insuficiencias a nivel organizativo de la votación y en una actitud republicana y patriótica, he trasladado mis felicitaciones a Kaboré por su resultado y mis deseos de éxito en paz, seguridad y cohesión social", ha dicho este viernes en un comunicado en su cuenta en la red social Facebook.

"Me complace felicitar al pueblo burkinés por su participación ciudadana en el proceso electoral y rindo homenaje a las fuerzas de seguridad por su misión patriótica a la hora de dar seguridad a las operaciones", ha manifestado. Asimismo, ha felicitado "a todos los actores de la comisión electoral que han trabajado de buena fe para encabezar el proceso electoral".

LA UE HABLA DE "ETAPA IMPORTANTE"

Por su parte, el Alto Representante de la Unión Europea para Política Exterior y Seguridad Común, Josep Borrell, ha hecho hincapié este viernes en que "las elecciones presidenciales y legislativas en Burkina Faso constituyen una etapa importante para la consolidación de la democracia en el país".

"Estas elecciones han cerrado un proceso electoral marcado por el consenso y el civismo de todos los actores", ha dicho, antes de reseñar que "la UE apoya los esfuerzos desplegados para preservar el consenso a nivel nacional e internacional, en línea con las acciones de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO), la Unión Africana (UA), la Organización Internacional de la Francofonía (OIF) y Naciones Unidas".

Borrell sostenido que "es importante que la etapa posterior a este proceso electoral siga respondiendo a los principios de transparencia, respeto al Estado de Derecho y la inclusividad", que ha descrito como "garantías indispensable para una votación con resultados creíbles y respetados por todos".

"A la espera de los resultados definitivos que serán proclamados por el Consejo Constitucional, toda disputa sobre los resultados provisionales deberá hacerse a través de las vías legales existentes", ha remachado en un comunicado publicado por su oficina.

El jefe de la misión de observación de la CEDEAO, Kabiné Komara, felicitó el lunes a Burkina Faso por el "ambiente pacífico" durante las elecciones y pidió "que todos los actores estén vinculados por el mismo compromiso al pacto político que firmaron".

Así, incidió el miércoles en que las elecciones "fueron posibles por el compromiso y la determinación del pueblo y de todas las partes", antes de solicitar a los candidatos a las presidenciales y las legislativas que recurran a las vías legales para arreglar cualquier contencioso.

En este sentido, el jefe de la misión de observación de la Unión Africana (UA), Bénard Makuza, apuntó que los comicios se han celebrado en un contexto marcado por crisis a nivel humanitario, sanitario y de seguridad, si bien recalcó que tuvieron lugar de forma satisfactoria.

El enviado de Naciones Unidas a África Occidental, Mohamed Ibn Chambas, felicitó el miércoles al Gobierno y a la población burkinesa "por la organización, celebración y desarrollo pacífico del proceso electoral" y solicitó a los actores políticos que recurran "a las vías constitucionales y legales existentes para arreglar cualquier contencioso".

Los comicios tuvieron lugar en un ambiente de profunda inseguridad por la amenaza yihadista, ante el repunte de los ataques por parte tanto de la filial de Al Qaeda como de la de Estado Islámico en la región.

Dicha actividad ha contribuido también a incrementar la violencia intercomunitaria y ha hecho que florezcan los grupos de autodefensa, a los que el Gobierno burkinés ha sumado en los últimos meses a 'voluntarios' para que ayuden en la lucha antiterrorista.