Publicado 25/08/2020 5:31:14 +02:00CET

O.Próximo.- Israel sigue atacando las posiciones de Hamás en Gaza, en medio de la nueva cuarentena por el coronavirus

O.Próximo.- Israel sigue atacando las posiciones de Hamás en Gaza, en medio de l
O.Próximo.- Israel sigue atacando las posiciones de Hamás en Gaza, en medio de l - ABED ALRAHMAN ALKAHLOUT / ZUMA PRESS / CONTACTOPHO

MADRID, 25 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Ejército de Israel ha anunciado este martes que continúan bombardeando las posiciones e infraestructuras de Hamás en la Franja de Gaza como respuesta a los recientes lanzamientos de globos incendiarios, horas después de que se haya decretado el confinamiento de la población y un toque de queda de 48 horas tras detectar cuatro casos de coronavirus de transmisión local.

"En respuesta a los globos explosivos lanzados desde Gaza a Israel, nuestros tanques y aviones simplemente atacaron los puestos militares y la infraestructura subterránea de Hamas", ha escrito la Fuerza de Defensa de Israel (FDI) en Twitter, como ya viene siendo habitual desde las últimas dos semanas.

"Defenderemos a los civiles israelíes del terror", ha asegurado la FDI.

Las restricciones que han decretado las autoridades de la Franja de Gaza incluyen el cierre de negocios, colegios, mezquitas y cafeterías. Hasta ahora los 109 casos detectados eran de instalaciones para cuarentena o de residentes que volvían del exterior. La mayoría ha superado la enfermedad y solo hay un paciente fallecido con afecciones previas.

Después de una pausa relacionada con el coronavirus, los palestinos han intensificado los ataques transfronterizos desde Gaza este mes, incluido lo que Israel describe como "terrorismo con globos": incendiar campos agrícolas en el sur de Israel con globos incendiarios.

Tras una relativa calma debido a la pandemia de coronavirus, los palestinos han intensificado este mes los ataques a través de la frontera de Gaza , incluido el lanzamiento de globos incendiarios que han quemado terrenos agrícolas en el sur de Israel en lo que las autoridades califican de "terrorismo de globos".

Israel por su parte ha cumplido dos semanas consecutivas bombardeando Gaza, además de haber suspendido anteriormente el envío de combustible y decretado el cierre de sus pasos fronterizos, lo que ha provocado que la única central eléctrica del territorio haya tenido que cerrar por falta de combustible. Además, ha restringido el área de pesca frente a la costa.