Publicado 06/02/2021 21:07CET

O.Próximo.- Netanyahu considera "puro antisemitismo" una posible investigación de crímenes de guerra contra Israel

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu
El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu - Kobi Gideon/GPO/dpa - Archivo

"El tribunal fue creado para evitar atrocidades como el Holocausto nazi y ahora está atacando al Estado del pueblo judío", reprocha Netanyahu

MADRID, 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha calificado de "puro antisemitismo" la decisión del Tribunal Penal Internacional (TPI) de ampliar su jurisdicción para investigar presuntos crímenes de guerra en los Territorios Ocupados Palestinos a Gaza y Cisjordania, incluyendo Jerusalén Este, anunciada este viernes.

"Cuando el TPI investiga a Israel por falsos crímenes de guerra es por puro antisemitismo", ha afirmado Netanyahu en un vídeo publicado en redes sociales. "El tribunal fue creado para evitar atrocidades como el Holocausto nazi contra el pueblo judío y ahora está atacando al Estado del pueblo judío", se ha lamentado.

Para Netanyahu, el TPI afirma "escandalosamente" que "el hecho de que los judíos vivan en nuestra patria es un crimen de guerra", en referencia a la colonización de Cisjordania, parte de los territorios ocupados palestinos.

"Afirma que cuando el Israel democrático se defiende de los terroristas que asesinan a nuestros hijos, atacan con cohetes nuestras ciudades, estamos cometiendo otro crimen de guerra", ha argumentado.

Además, el mandatario israelí ha reprochado al TPI que no haya investigado a "dictaduras brutales como Irán o Siria que perpetran terribles atrocidades casi a diario". "¡Combatiremos esta perversión de la justicia con todo nuestro poder!", ha remachado.

Fuentes del Ministerio de Asuntos Exteriores israelí han indicado que en los próximos días habrá reuniones para abordar la estrategia a seguir y se estudia incluso la posibilidad de un golpe de timón, ya que hasta ahora Israel se ha negado a cooperar con el TPI.

El propio viernes la Autoridad Palestina celebró la decisión del TPI y ya el sábado Hamás, el movimiento islamista palestino que controla la Franja de Gaza, ha valorado "cualquier decisión que contribuya a apoyar los derechos del pueblo palestino y a defender su libertad".

"El pueblo palestino aguarda el día en que la ocupación y sus líderes sean juzgados por sus crímenes contra él. Pedimos que se utilicen todos los medios para detener el terror sionista y los crímenes contra el pueblo palestino", ha apuntado la organización.

AMPLIACIÓN DE LA JURISDICCIÓN

El viernes la Sala de Antejuicio I del TPI dictaminó por mayoría ampliar su jurisdicción para investigar presuntos crímenes de guerra en los Territorios Ocupados Palestinos a Gaza y Cisjordania, incluyendo Jerusalén Este.

En abril, la fiscal jefe del TPI, Fatou Bensouda, pidió a la Sala de Antejuicio I que confirmara que "el 'territorio' sobre el que el tribunal podría ejercer su jurisdicción bajo el artículo 12(2)(a) comprende Cisjordania, incluido Jerusalén Este, y Gaza".

Así, la Sala ha sostenido que el artículo en cuestión "debe interpretarse como una referencia a un Estado parte en el Estatuto de Roma" y ha determinado que, independientemente de su estatus bajo el Derecho Internacional, "la adhesión de Palestina al Estatuto siguió el procedimiento correcto y ordinario". Además, ha especificado que "no tiene autoridad para impugnar y revisar el resultado del procedimiento de adhesión llevado a cabo por la Asamblea de los Estados parte".

En un comunicado, el TPI ha aclarado que "al pronunciarse sobre el alcance territorial de su jurisdicción, la Sala no resuelve una disputa fronteriza bajo el Derecho Internacional ni está prejuzgando la cuestión de las fronteras futuras". "El fallo de la Sala tiene como único propósito definir la competencia territorial del TPI", ha aseverado.

EL CASO

Bensouda anunció el 20 de diciembre de 2019 la apertura de una investigación formal sobre los presuntos crímenes de guerra cometidos en territorio palestino.

La fiscal jefe del TPI informó de que el examen preliminar que inició en 2018 a petición del Gobierno palestino, como Estado parte del Estatuto de Roma --tratado fundacional del TPI--, ha llegado a su fin, considerando que se dan "todos los criterios" para abrir una investigación formal.

En este sentido, la jurista gambiana manifestó que "hay una base razonable" para pensar que se han cometido crímenes de guerra en Cisjordania, incluido Jerusalén Este, y en la Franja de Gaza, desde el 3 de junio de 2014.

"Los potenciales casos que surjan serían admisibles. No hay razones sustanciales para pensar que una investigación (formal) no serviría al interés de la Justicia", arguyó en su comunicado.