Publicado 04/10/2021 15:25CET

O.Próximo.- El primer ministro palestino denuncia una política de "disparar a matar" por parte de Israel

Archivo - El primer ministro de la Autoridad Palestina, Mohamad Shtayé
Archivo - El primer ministro de la Autoridad Palestina, Mohamad Shtayé - -/APA Images via ZUMA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro palestino, Mohamad Shtayé, ha denunciado este lunes la existencia de una política de "disparar a matar" entre las fuerzas de seguridad israelíes y un "aumento del terrorismo" por parte de militares israelíes y colonos.

"Hay un aumento del terrorismo y la violencia contra nuestro pueblo por parte del Ejército israelí y los colonos", ha dicho Shtayé, quien ha subrayado que "durante el primer semestre de este año, está claro que hay una práctica de disparar a matar por parte de Israel".

"Esto no es más que una política criminal que debe detenerse", ha manifestado, al tiempo que ha señalado que "la comunidad internacional y las organizaciones internacionales deberían alzar la voz y escribir informes para exponer esta política por parte de la potencia ocupante", según ha informado la agencia palestina de noticias WAFA.

La misión de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) en los Territorios Palestinos Ocupados ha indicado que 58 palestinos han muerto a manos de las fuerzas de seguridad en Cisjordania hasta el 20 de septiembre.

La cifra supera ampliamente los 24 palestinos muertos en 2020 y los 27 registrados en 2019. A ellos se suman 263 palestinos muertos este año en la Franja de Gaza, principalmente a causa de la ofensiva desencadenada en mayo.

Por otra parte, la OCHA ha manifestado que más de 13.000 palestinos han resultado heridos en Cisjordania a manos de las fuerzas de seguridad, además de más de 2.300 en la Franja, cifra igualmente superior a los 2.612 heridos en Cisjordania y los 56 en Gaza en 2020.

Asimismo, ha recogido un repunte de los ataques por parte de colonos, con 290 en lo que va de año, en comparación con los 270 de 2020 y los 259 en 2019, así como un aumento de los palestinos desplazados por las demoliciones de viviendas en Cisjordania, con 733 este año por los 572 de 2020 y los 507 de 2019.

Por otra parte, la OCHA ha indicado que un israelí ha muerto en Cisjordania en ataques ejecutados por palestinos, una cifra inferior a los dos de 2020 y los cuatro de 2019. Sin embargo, 308 han resultado heridos, por encima de los 93 de 2020 y los 63 de 2019.

Contador