Publicado 09/11/2020 14:14CET

O.Próximo.- La UNRWA dice que no cuenta con fondos para pagar salarios a su personal y pide financiación "urgente"

Protesta contra la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) por el recorte de las raciones de alimentos en la Franja de Gaza
Protesta contra la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) por el recorte de las raciones de alimentos en la Franja de Gaza - Mohammed Talatene/dpa

MADRID, 9 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) ha anunciado este lunes que se ha quedado sin fondos para pagar los salarios a su personal durante este mes, en parte a causa del impacto de la decisión de Estados Unidos de cortar su financiación al organismo en 2018.

El comisionado general de la UNRWA, Philippe Lazzarini, ha destacado que el organismo necesita 70 millones de dólares (alrededor de 58,9 millones de euros) antes de terminar el mes para poder pagar los salarios de noviembre y diciembre a sus 28.000 trabajadores.

"Pese a todos nuestros esfuerzos para conseguir los recursos necesarios para mantener nuestros programas humanitarios y de desarrollo, he informado con gran pesar a nuestro personal que no tenemos suficientes fondos en estos momentos para pagar sus salarios este mes", ha confirmado.

Así, ha señalado que "si no hay un compromiso para la entrega de fondos en las próximas semanas, la UNRWA se verá forzada a entregar salarios parciales a todo el personal". "Me entristece profundamente saber que los salarios ganados por nuestros valientes y resilientes trabajadores sociales y sanitarios en las líneas de frente y nuestros profesores, que trabajan para garantizar la educación de los estudiantes durante esta emergencia sanitaria, están en riesgo", ha dicho.

Lazzarini ha pedido por ello a la comunidad internacional que responda "urgentemente" y ha hecho hincapié en que "para garantizar que la agencia puede continuar con sus servicios clave y sus operaciones para salvar vida es imperativo que los estados miembro de la ONU igualen su compromiso político con contribuciones financieras suficientes y predecibles".

En este sentido, ha incidido en que ello es necesario para que la UNRWA "cuente con un flujo fiable de financiación para comprar suministros médicos, seguir luchando contra la pandemia de coronavirus en los campamentos de refugiados y mantener activos los servicios sociales y los programas de respuesta de emergencia".

"Sin ingresos, el personal de la UNRWA, la inmensa mayoría del cual son refugiados, verá cómo desaparece su fuente de sustento y es muy probable que ellos mismos caigan en la pobreza profunda", ha advertido Lazzarini, según un comunicado publicado por la UNRWA en su página web.

El organismo ha destacado que ha trabajado a raíz de la decisión de Estados Unidos de cortar la entrega de fondos para mejorar su eficiencia y reducir costes, lo que ha implicado un recorte de empleos, una reducción de las operaciones, el aumento de los alumnos por clase y la suspensión de los trabajos de reparación de infraestructuras.

La UNRWA, establecida en 1949, tiene mandato para dar ayuda y protección a cerca de 5,7 millones de refugiados palestinos registrados con la agencia en Jordania, Líbano, Siria, Cisjordania --incluido Jerusalén Este-- y la Franja de Gaza. Así, da a estas personas educación, servicios sanitarios, apoyo social e infraestructuras, además de apoyar diversos programas sociales y financieros.

Contador