Publicado 17/11/2020 20:25CET

El Parlamento de Turquía aprueba el envío de tropas para supervisar el alto el fuego en Nagorno Karabaj

Vista general del Parlamento de Turquía
Vista general del Parlamento de Turquía - -/Grand National Assembly of Tur / DPA - Archivo

MADRID, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento de Turquía ha aprobado este martes el proyecto presentado por el presidente del país, Recep Tayyip Erdogan, sobre el envío de tropas a Azerbaiyán como parte de una misión de paz junto a Rusia para supervisar el alto el fuego en el conflicto en la región de Nagorno Karabaj entre Armenia y Azerbaiyán.

La moción ha contado con el apoyo del gubernamental Partido Justicia y Desarrollo (AKP), así como del Partido del Movimiento Nacionalista (MHP) --aliado del AKP de Erdogan--, el Partido Republicano del Pueblo (CHP) y el Buen partido (IYI), según ha informado el diario turco 'Daily SAbah'. El único que se ha opuesto ha sido el prokurdo Partido Democrático de los Pueblos (HDP).

El documento contempla que el despliegue de los militares dure un año "en beneficio y por el bienestar de la gente de la región", así como en favor de los intereses nacionales de Ankara. Así, señala que las tropas serán desplegadas en un centro conjunto a petición de Bakú.

"Azerbaiyán ha logrado un gran éxito al liberar sus territorios de la ocupación como resultado de una contraofensiva, usando su derecho a la defensa. El avance azerí es resultado de su operación y ha derivado en una nueva situación sobre el terreno", recoge.

Asimismo, defiende que va en línea con la alianza entre Turquía y Azerbaiyán, reflejada en un documento firmado en 2010, así como con las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE).

A pesar de las afirmaciones desde el Gobierno turco, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, puntualizó la semana pasada que no habrá ni observadores ni militares de Turquía desplegados en territorio karabají en el marco del acuerdo de alto el fuego firmado por Armenia, Azerbaiyán y Rusia.

"No se enviarán unidades de fuerzas de paz de la república de Turquía a Nagorno Karabaj", dijo, antes de detallar que los observadores de Turquía se desplegarán en el centro conjunto ruso-turco encargado de la supervisión del cese de hostilidades, que estará emplazado en suelo azerí.

En el marco del acuerdo, Rusia ha procedido al envío de fuerzas de paz --1.960 militares, 90 transportes blindados y 380 medios técnicos-- que se desplegarán en la línea de separación entre las partes beligerantes y a lo largo del llamado corredor de Lachin, que conecta Nagorno Karabaj con Armenia.

RETIRADA DE MINAS

Las tropas rusas han limpiado de minas antipersona el corredor de Lachín y una sección de la carretera hacia Stepanakert, capital de Nagorno Karabaj, según ha detallado el portavoz del Ministerio de Defensa ruso, Igor Konashenkov.

"Las unidades de ingeniería del contingente ruso de paz desminaron por completo y limpiaron de objetos explosivos, vehículos rotos y dañados el corredor de Lachín y una sección de la carretera a Stepanakert de 28 kilómetros", ha dicho.

Así, ha resaltado que el alto el fuego "se respeta en toda la línea de contacto" y ha agregado que desde el 14 de noviembre han vuelto a Nagorno Karabaj cerca de 1.500 desplazados internos, tal y como ha recogido la agencia rusa de noticias Sputnik.

El acuerdo, que contempla además la retirada armenia de diversas localidades azeríes en la línea de contacto con Nagorno Karabaj desde la guerra de 1994, ha provocado protestas durante los últimos días contra el primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián.

BAKÚ RECHAZA DEBATIR EL ESTATUS

Por su parte, el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, ha destacado que no habrá una discusión sobre el estatus especial de Nagorno Karabaj, dado que, según Bakú, es parte del país, tal y como ha recogido la agencia alemana de noticias DPA.

Así, ha manifestado que los armenios que residen en la región vivirán a partir de ahora bajo nuevas políticas. Gran parte de la región está habitada por armenios, motivo por el que Ereván mantiene sus reclamaciones territoriales sobre Nagorno Karabaj.

La región forma parte oficialmente del territorio de Azerbaiyán pero tiene mayoría de población armenia y está controlada de facto por Armenia desde el final de la última guerra, en 1994, cuando las fuerzas militares armenias se hicieron con el control de este enclave y de varios distritos azeríes colindantes.

Contador