Publicado 04/10/2021 03:07CET

Perú.- Castillo lanza la segunda reforma agraria de Perú y remarca que no busca "expropiar tierras ni afectar derechos"

El presidente de Perú, Pedro Castillo, durante el lanzamiento de la Segunda Reforma Agraria del país
El presidente de Perú, Pedro Castillo, durante el lanzamiento de la Segunda Reforma Agraria del país - PRESIDENCIA DE PERÚ

Perú contará con un Gabinete encargado de temas agrarios y apoyará la compra de fosfatos fertilizantes

MADRID, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Perú, Pedro Castillo, ha lanzado este domingo la segunda reforma agraria en la historia del país, sobre la cual ha aclarado que "no busca expropiar tierras ni afectar derechos de propiedad".

En este contexto, el mandatario ha informado de la creación de un Gabinete centrado en el desarrollo agrario y otras medidas de apoyo a los agricultores peruanos, como la compra de fertilizantes para los cultivos o un ajuste sobre los precios de los productos, tal y como recoge el diario local 'La República'.

Esta medida ha sido presentada en la ciudad de Cusco, en el sur del país, y junto a Castillo han estado presentes el presidente del Consejo de Ministros, Guido Bellido; así como la vicepresidenta, Dina Boluarte; el encargado de la cartera de Agricultura, Víctor Maita; y otros ministros.

"Planteamos más bien cambiar la forma de gobernar para que nuestro Estado se ponga al servicio de nuestros agricultores familiares relegados durante décadas, gobiernos tras gobiernos. Esto termina hoy", ha destacado el presidente.

GABINETE AGRARIO Y AYUDAS PARA FERTILIZANTES

Respecto al Gabinete agrario, ha adelantado que estará conformado por "ministerios productivos, de infraestructura y de desarrollo social", y que contará con la participación de gobernadores regionales y locales.

"Desde este Gabinete se diseñarán y se impulsarán las políticas para el desarrollo rural y agrario de nuestro país", ha apuntado. De hecho, una de esas medidas pasará por modificar la franja de precios de este tipo de productos, una propuesta ya anunciada por el Ministerio de Economía y Finanzas.

"A pesar de nuestra diversidad y capacidad productiva, todos estos años de abandono nos han convertido en un país muy dependiente de la importación (...) En las próximas semanas haremos ajustes a la franja de precios para proteger mejorar la producción nacional de la competencia desleal de los productos subsidiados importados del extranjero", ha explicado Castillo.

En esta misma línea, el mandatario ha detallado el programa de apoyo a la compra de fertilizantes para pequeños agricultores, para así hacer frente a la subida del precio de estos productos.

El mandatario ha lamentado que Perú se dedique a exportar fosfatos como materia prima para que otras naciones los traten y después lo vendan a los agricultores peruanos cuando Perú es "el único país de la cuenca del Pacífico" que dispone de este compuesto orgánico.

"Hemos iniciado los estudios para instalar una planta de producción de fertilizantes en base a los fosfatos de (la localidad de ) Bayóvar que tenemos en (el departamento de) Piura" ha explicado Castillo, quien ha aventurado que el mercado peruano pasará a ser "exportador de fertilizantes fosfatados en la región".

Además, el Gobierno ha anunciado también el lanzamiento de un fondo para apoyar, con programas de tecnificación, a las más de 700.000 mujeres productoras de bienes agrícolas en todo el país, detalla el diario local 'El Comercio'.

"Este Gobierno es totalmente respetuoso con los poderes del Estado, con los derechos del pueblo, con los derechos de la mujer campesina (...) basta de lastimar al agricultor peruano", ha aseverado.

INCLUSIÓN SOCIAL

Según ha detallado la propia Presidencia de Perú, esta política agraria busca "lograr una mayor inclusión social de más de 2,2 millones de pequeños productores que provienen de la agricultura familiar".

Además, la fecha de lanzamiento de esta reforma agraria no es casual, ya que coincide con el día en que Juan Velasco Alvarado dio un golpe de Estado contra el presidente Fernando Belaunde en 1958.

Bajo el régimen militar de Velasco se aprobó la Reforma Agraria a través de la que se buscaba otorgar propiedad a los trabajadores de los latifundios y haciendas, mediante la eliminación del "latifundio" y la expropiación a los dueños, recuerda el diario económico peruano 'Gestión'.

Contador