Publicado 08/03/2021 12:04CET

La primera ministra de Serbia tilda de intento de golpe de Estado las escuchas ilegales al presidente y su familia

Archivo - El presidente de Serbia, Aleksandar Vucic
Archivo - El presidente de Serbia, Aleksandar Vucic - Sven Hoppe/dpa - Archivo

MADRID, 8 Mar. (EUROPA PRESS) -

La primera ministra de Serbia, Ana Brnabic, ha tildado de intento de golpe de Estado las escuchas ilegales denunciadas por el Gobierno contra el presidente, Aleksandar Vucic, y miembros de su familia, que están ya bajo investigación de la Policía.

Brnabic ha indicado en declaraciones a la cadena de televisión serbia TV Pink que "esto es algo que debe ser investigado hasta el final, hasta el último tornillo del mecanismo, hasta el último motivo", antes de agregar que en las escuchas no hay nada que pueda incriminar a Vucic.

"Las escuchas al presidente de Serbia son un intento de golpe de Estado", ha manifestado la primera ministra, quien ha destacado que se trata de una muestra de que Vucic está trabajando a favor de los intereses del país, según ha recogido el portal serbio de noticias Telegraf.

Las palabras de Brnabic han llegado dos días después de que el ministro del Interior serbio, Aleksandar Vulin, denunciara que Vucic y miembros de su familia han sido objeto de más de 1.500 escuchas ilegales. "Se han grabado de manera ilegal unas 1.572 conversaciones telefónicas, sin fundamento o motivo policial, que ya están en manos de responsables de alto rango del Ministerio", dijo.

Entre los familiares del presidente afectados por las escuchas se encuentran su hijo Danilo, su hermano Andrej y su padre Andjelko, según reveló el ministro durante su comparecencia, recogida por el portal de noticias N1 Belgrado, en la que indicó que los motivos de las escuchas se desconocen, por el momento.

Sin embargo, Vulin dejó entrever que en las mismas estarían implicados algunos responsables de su propia cartera. "Un cierto número de integrantes del Ministerio se han sometido a la prueba del polígrafo y déjenme que les diga a bote pronto que todos, todos fallaron algunas de las preguntas más importantes que les hicimos", zanjó.