Publicado 24/02/2021 19:27CET

RDCongo.- La autopsia confirma que el embajador italiano de RDC y su escolta murieron en un tiroteo y no ejecutados

HANDOUT - 23 February 2021, Italy, Rome: Carabinieri officers carry the coffins with the bodies of the Italian ambassador in the Congo, Luca Attanasio, and the Carabiniere, Vittorio Iacovacci, after arriving at the military airport of Ciampino. The Italia
HANDOUT - 23 February 2021, Italy, Rome: Carabinieri officers carry the coffins with the bodies of the Italian ambassador in the Congo, Luca Attanasio, and the Carabiniere, Vittorio Iacovacci, after arriving at the military airport of Ciampino. The Italia - Generalkommando der Carabinieri/ DPA

MADRID, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

La autopsia ha confirmado este miércoles la versión oficial sobre la muerte del exembajador italiano en República Democrática del Congo (RDC) Luca Attanasio y su escolta el carabinero Vittorio Iacovacci y ha descartado la hipótesis de una ejecución.

Ambos murieron junto a un chofer del Programa Mundial de Alimentos (PMA) en un ataque de un grupo rebelde en el este del país, cerca de la ciudad de Goma, el pasado lunes. El Gobierno local ha culpado a las Fuerzas Democráticas para la Liberación de Ruanda (FLDR) del incidente, aunque este grupo rebelde ha negado las acusaciones y nadie ha reclamado el ataque.

Según la autopsia practicada en Italia a cuyas conclusiones ha tenido acceso el diario local 'La Repubblica', ambas víctimas recibieron dos balas que les atravesaron de izquierda y a derecha.

Uno de los disparos que alcanzó al carabinero en el cuello fue hecho con una Kalashnikov, según el examen forense. Este arma es usada en el país tanto por rebeldes como por los cuerpos de seguridad.

El Gobierno de RDC asegura que no sabía que el embajador se encontraba en la zona y ha anunciado un reglamento que obliga al alto personal diplomático a poner en conocimiento de las autoridades locales sus viajes fuera de la capital.

DI MAIO DA EXPLICACIONES

El ministro de Exteriores italiano, Luigi Di Maio, ha comparecido este miércoles ante el Congreso para hablar del caso y ha asegurado haber vivido "un momento desgarrador" cuando la noche anterior recibió el cuerpo junto a las familias de las víctimas y el primer ministro, Mario Draghi.

"En nuestro corazón vive, al mismo tiempo, un dolor de asombro y un orgullo profundo por estos hombres que sacrificaron su existencia al servicio de Italia, de la paz y de la ayuda a los más débiles", ha subrayado en declaraciones recogidas por 'La Repubblica'.

Di Maio ha señalado que la responsabilidad de la seguridad era del PMA que decidió no poner escolta ni llevar vehículos blindados porque el camino estaba catalogado en el nivel amarillo, relativamente seguro, pese a los 122 grupos armados que operan en la región.

El titular de Exteriores italiano ha asegurado que han pedido la apertura de una investigación formal y ha señalado que la mejor manera de honrar la memoria de los fallecidos en continuar invirtiendo en el futuro de África.