Publicado 09/10/2020 16:29CET

RDCongo.- El presidente de RDC anuncia que nombrará un coordinador para un proceso de desmovilización de milicianos

RDCongo.- El presidente de RDC anuncia que nombrará un coordinador para un proce
RDCongo.- El presidente de RDC anuncia que nombrará un coordinador para un proce - 2019 GETTY IMAGES / MICHELE TANTUSSI - Archivo

MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de República Democrática del Congo (RDC), Félix Tshisekedi, ha anunciado este viernes que nombrará un coordinador nacional para un proceso de desmovilización y reinserción de milicianos que abandonen las armas, un día de después de afirmar que "tiende la mano" a los rebeldes.

"En los próximos días nombraré un coordinador nacional de Desarme, Desmovilización y Reinserción (DDR) para llevar a cabo esta política bajo mi supervisión", ha dicho, antes de agregar que "llevará a cabo esta política con las autoridades locales".

"El objetivo para nosotros es apoyarle para llegar hasta el objetivo", ha manifestado Tshisekedi, quien ha subrayado que "no es cuestión de deportar (a los desmovilizados) a un medio en el que se encuentren perdidos". "Vamos a reinsertarles aquí, en sus comunidades, con una actividad", ha explicado.

La decisión ha sido adoptada por el presidente tras una serie de discusiones con los gobernadores de las provincias de Kivu Norte, Kivu Sur e Ituri, situada en el este del país y escenario de un repunte de los ataques durante los últimos meses, según ha informado el portal congoleño de noticias Actualité.

El presidente congoleño, quien se encuentra de visita oficial en esta región del país, afirmó el jueves que está "abierto a un diálogo" para alcanzar acuerdos y poner fin a los diversos conflictos que sacuden RDC. "Estamos dispuestos a dialogar con ellos, a que abandonen estos grupos. A que se unan a nosotros. Vamos a darles trabajo. He decretado la agricultura como la mayor de las prioridades. Vamos a implicarnos", dijo.

La visita de Tshisekedi, que durante la jornada ha estado en la ciudad de Goma, se ha visto sacudida por nuevos ataques en Kivu Norte, donde en la noche del miércoles fueron asesinadas cinco personas a manos de presuntos miembros de las Fuerzas Democráticas Aliadas (ADF).

Fuentes de la sociedad civil han detallado que el ataque fue ejecutado contra la aldea de Mabuho-Mbimbi, en Kivu Norte, y han agregado que alrededor de diez personas han sido dadas por desaparecidas, por lo que no se descarta que aumente el balance de víctimas mortales.

Por otra parte, dos personas fueron asesinadas el miércoles en otro ataque perpetrado por supuestos integrantes de Cooperativa para el Desarrollo de Congo (CODECO) en una aldea de la provincia de Ituri, según ha confirmado el diputado provincial Wilson Mugara, en declaraciones a la emisora congoleña Radio Okapi.

Los ataques han aumentado durante los últimos meses, especialmente en el este y el noreste del país --en las fronteras con Ruanda y Uganda--, por un repunte de las actividades de las milicias mai-mai, las ADF y CODECO, activas sobre todo en las tres citadas provincias.

ALERTAS INTERNACIONALES

La Alta Comisionada para los Derechos Humanos de Naciones Unidas, Michelle Bachelet, denunció la semana pasada la "escala masiva" de la violencia sexual vinculada al conflicto en RDC, así como la impunidad de la que disfrutan los responsables de estas violaciones de los Derechos Humanos en el país.

Bachelet hizo hincapié en que "el impacto de los conflictos armados sobre la población de RDC es profundo y creciente", antes de resaltar que "muchos informes apuntan a incidentes que podrían equivaler a crímenes de guerra o crímenes contra la Humanidad".

Por su parte, la representante especial de Naciones Unidas para RDC, Leila Zerrougui, dijo el miércoles que el Gobierno congoleño se ha mostrado de acuerdo en que la Misión de Naciones Unidas en RDC (MONUSCO) consolide su presencia en las provincias de Kivu Norte, Kivu Sur e Ituri, en el este del país y donde el conflicto sigue activo, mientras mantiene su trabajo institucional en el resto del territorio nacional.

En esta línea, manifestó que la MONUSCO tendría que retirarse "relativamente pronto" de la región de Kasai y reducir su presencia militar en Tanganyika, al tiempo que ha incidido que el objetivo principal de la misión sigue siendo la protección de los civiles.

La jefa de la MONUSCO pidió además el apoyo del Consejo de Seguridad de la ONU a los esfuerzos de la misión para fomentar una postura comunitaria de cara a la reintegración de los antiguos combatientes en el este del país, afectado por un repunte de la violencia durante los últimos meses.

"Es vital que evitemos repetir las experiencias del pasado", dijo, en referencia a las amnistías a exmilicianos que eran integrados en las fuerzas de seguridad, lo que provocó que la posibilidad de obtener cargos militares derivara en la formación de grupos armados.

Contador