Publicado 24/11/2021 11:55CET

R.Unido.- La Cámara de los Comunes británica afea a una diputada que llevase a su bebé al pleno

Archivo - SCREENSHOT - 23 September 2021, United Kingdom, London: Labour MP Stella Creasy speaks at the House of Commons in London with her newborn baby in her arms. Photo: House Of Commons/PA Wire/dpa - ACHTUNG: Nur zur redaktionellen Verwendung im Zusam
Archivo - SCREENSHOT - 23 September 2021, United Kingdom, London: Labour MP Stella Creasy speaks at the House of Commons in London with her newborn baby in her arms. Photo: House Of Commons/PA Wire/dpa - ACHTUNG: Nur zur redaktionellen Verwendung im Zusam - House Of Commons/PA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Cámara de los Comunes ha afeado a una diputada laborista, Stella Creasy, que llevase el martes a su bebé de tres meses al pleno, en virtud de una prohibición de la que ella dijo no tener constancia y que al menos no se había aplicado hasta ahora, ya que se habían dado casos similares previamente.

Creasy ha compartido en sus redes sociales el correo electrónico que había recibido el martes por la tarde y en el que el órgano legislativo le traslada que una normativa de "reciente" publicación sobre "comportamientos y actos de cortesía" establece que no puede ocupar su escaño con un niño.

La diputada ha explicado a la cadena pública BBC que no es la primera vez que acude con su bebé, que toma lactancia materna, y que ya lo hizo previamente con su hija mayor.

En este sentido, ha cuestionado que el sistema pretenda expulsar a "cualquiera que no sea un hombre de una cierta edad y con un cierto recorrido" y ha señalado que, como diputada, no goza de coberturas adecuadas por maternidad. La situación, ha añadido, es "mala para la democracia".

Los legisladores tienen teóricamente una baja de maternidad de seis meses y pueden delegar el voto, pero en la práctica deben estar presentes en los debates para representar a su circunscripción, ya que en Reino Unido el sistema electoral permite elegir un único diputado por territorio.

El viceprimer ministro, Dominic Raab, ha abogado por adaptar la polémica "al mundo moderno", de tal forma que se pueda conjugar familia y trabajo. Sin embargo, ha asegurado que corresponde a las autoridades de la Cámara de los Comunes establecer un "equilibrio adecuado" sobre este tipo de controversias.

Contador