Publicado 22/03/2024 15:51

Rusia y China vetan la propuesta de resolución de EEUU en el Consejo de Seguridad sobre un alto el fuego en Gaza

UNITED NATIONS, March 18, 2024  -- The United Nations Security Council holds a meeting on nuclear disarmament and non-proliferation at the UN headquarters in New York, on March 18, 2024. UN Secretary-General Antonio Guterres on Monday called on nuclear we
UNITED NATIONS, March 18, 2024 -- The United Nations Security Council holds a meeting on nuclear disarmament and non-proliferation at the UN headquarters in New York, on March 18, 2024. UN Secretary-General Antonio Guterres on Monday called on nuclear we - Europa Press/Contacto/Xie E


MADRID, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

Rusia y China han vetado este viernes la propuesta de resolución presentada por Estados Unidos ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para un alto el fuego en Gaza; una proposición que ha contado con el respaldo de once integrantes del máximo órgano ejecutivo de la ONU, pero retirada finalmente dado que Moscú y Pekín son miembros permanentes.

El representante ruso ante el Consejo, Vasili Nebenzia, había denunciado minutos antes de la votación que la proposición de Estados Unidos --que ha vetado allí hasta tres propuestas previas para el cese de hostilidades-- no instaba con la contundencia suficiente al alto el fuego.

"Estados Unidos ha intentado vendernos un producto empleando la palabra 'imperativo' en su resolución. No nos parece suficiente. Hay que exigir un alto el fuego", ha manifestado antes de denunciar la propuesta como "un típico espectáculo de hipocresía", presentada cuando "Gaza ha sido virtualmente borrada de la faz de la Tierra".

Efectivamente, la propuesta de resolución de Estados Unidos llamaba a un "alto el fuego sostenido, imperativo e inmediato" dada la "urgente necesidad de expandir el flujo de la ayuda humanitaria a Gaza" y vinculaba el cese de hostilidades a la liberación de los rehenes israelíes en manos de las milicias palestinas, como apuntó antes del voto la representante norteamericana, Linda Thomas-Greenfield.

"Queremos ver un alto el fuego como parte de un acuerdo que desemboque en la liberación de los rehenes que Hamás y otros grupos tienen en sus manos y que permita la llegada de más ayuda humanitaria a Gaza", indicó la diplomática.

Además, rechazaba "cualquier tipo de desplazamiento forzado" de la población palestina en el enclave y condenaba cualquier iniciativa de Israel, al que instaba a cumplir con el derecho Internacional, para "reducir el territorio de Gaza" o ampliar sus asentamientos en territorio ocupado.

La propuesta, además, condenaba "todos los actos de terrorismo cometidos por Hamás" y exigía la liberación inmediata de todos los rehenes en manos del movimiento islamista palestino y sus grupos afines.

Además de los votos en contra de Rusia y China como miembros permanentes, Argelia también ha manifestado su oposición a la medida mientras que Guyana se ha abstenido.

El embajador argelino, Amar Bendjama, ha reconocido que Estados Unidos ha introducido de un mes a esta parte "cambios aceptables" en este borrador aunque ha motivado su negativa en la falta de contundencia en el lenguaje de la propuesta final, y en la ausencia de mención alguna sobre la responsabilidad de Israel en la muerte de civiles palestinos.

Tras el veto, Thomas-Greenfield ha lamentado que ni Rusia ni China están contribuyendo en lo más mínimo a la paz en la región y asegurado que el único motivo por el que ambos países han declarado su negativa a la propuesta es, simplemente, "porque viene firmada por Estados Unidos".

"El veto no solo es un acto de cinismo, sino también de mezquindad", ha lamentado. "Seamos honestos: para lo fiera que es su retórica, ni Rusia ni China están haciendo esfuerzo diplomático alguno para conseguir una paz duradera ni para contribuir de importancia a una respuesta humanitaria", ha añadido.

CHINA ACUSA AL CONSEJO DE SEGURIDAD DE "ARRASTRAR LOS PIES"

Por su parte, el embajador de China ante el Consejo de Seguridad, Zhang Jun, ha reprochado que el organismo ha "arrastrado los pies" en todo lo que concierne a la declaración de un alto el fuego, que a su entender debería ser "incondicional" y que se ha visto obligado a vetar la propuesta para "salvaguardar" la dignidad del grupo.

No obstante, el embajador ha apuntado que existe ahora mismo un nuevo borrador circulando por los aledaños del Consejo de Seguridad que trata con "más claridad la cuestión del alto el fuego" al que China habría dado en principio su beneplácito.

Contador