Publicado 18/11/2020 20:26CET

Sáhara.- El Polisario pide el fin de todo tipo de actividad en Sáhara Occidental por la "guerra abierta" con Marruecos

Brahim Gali, presidente de la RASD y secretario general del Frente Polisario
Brahim Gali, presidente de la RASD y secretario general del Frente Polisario - CEDIDA POR EL FRENTE POLISARIO - Archivo

Reclama a países, entidades e individuos que "abandonen sus actividades, cualesquiera sea su tipo"

MADRID, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Frente Polisario ha pedido este miércoles a todos los países, entidades e individuos del mundo que "abandonen sus actividades" en los territorios saharauis argumentando que se encuentran "en un estado de guerra abierta" tras los incidentes de la semana pasada con Marruecos en la zona de Guerguerat.

El Gobierno de la autoproclamada República Árabe Saharaui Democrática (RASD) ha indicado en un comunicado que "hace un llamamiento urgente a todos los países del mundo y entidades o individuos que tengan intereses en el terreno de Sáhara Occidental para que abandonen sus actividades, cualesquiera que sea su tipo, ya que el territorio está en un estado de guerra abierta".

Asimismo, ha destacado que "el Ejército de la RASD está en estado de defensa propia tras la agresión cometida por las fuerzas de ocupación marroquíes el pasado 13 de noviembre en la zona de Guerguerat, en flagrante violación del alto al fuego establecido por Naciones Unidas".

"La guerra que fue impuesta a nuestro pueblo, y que el mismo régimen marroquí reconoció haber empezado, nos ha obligado a considerar todo el territorio de la RASD, su espacio aéreo y aguas marítimas como zona de guerra entre el Ejército de Liberación Popular Saharaui (ELPS) y las fuerzas invasoras del ocupante marroquí", ha zanjado.

Horas antes, el secretario del Ministerio de Seguridad y Documentación de la RASD, Sidi Ugal, había indicado que "el Frente Polisario, que ya no puede tolerar más la intransigencia marroquí y la incapacidad de Naciones Unidas de imponer su autoridad sobre el enemigo, sigue manteniendo las puertas abiertas (al diálogo) pero con la decisión irreversible de reanudar la lucha armada".

"El Frente Polisario declaró la reanudación de la lucha armada para liberar a todos sus territorios bajo ocupación marroquí, sin excepción de zona ni lugar", ha resaltado, tal y como ha recogido la agencia oficial saharaui de noticias, SPS.

Asimismo, Ugal ha manifestado que la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sahara Occidental (MINURSO) "no sólo ha fracasado en la aplicación de sus compromisos estipulados en el Plan de Arreglo ONU-Unión Africana, sino que se ha convertido en guardián de un alto el fuego que sólo era una parte de ese plan".

"El objetivo principal por el que fue fundado el Frente Polisario es la liberación total del territorio de la RASD y ese objetivo es por el cual sacrificaremos nuestra sangre y no escatimaremos esfuerzo alguno. No importa el precio hasta alcanzarlo", ha remachado.

Por su parte, el ministro de Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, ha trasladado durante la jornada a su homólogo marroquí, Naser Burita, la postura de Moscú a favor de la resolución de las disputas "exclusivamente a través de métodos políticos y diplomáticos fundamentados en los principios del Derecho Internacional".

En este sentido, ha reclamado a Marruecos y al Frente Polisario que "fortalezcan el régimen de alto el fuego y reduzcan las tensiones que se han desarrollado durante los últimos días en la zona tapón de Guerguerat", tal y como ha informado el Ministerio de Exteriores ruso a través de su página web.

Las tensiones han aumentado drásticamente desde que Rabat anunciara el viernes el inicio de un despliegue militar para poner fin al bloqueo que llevaban a cabo desde el 21 de octubre activistas saharauis. El Polisario considera "ilegal" el paso de Guerguerat, situado en la zona suroeste del Sáhara Occidental y fronterizo con Mauritania.

Los incidentes son los de mayor gravedad desde 2016, cuando Marruecos inició unas obras de remodelación y asfaltado de una carretera en territorio formalmente bajo control del Polisario. Tanto Marruecos como los saharauis enviaron fuerzas armadas a la zona, si bien se retiraron tras la intervención de la ONU para evitar una escalada.

Guerguerat se encuentra bajo control de Marruecos y es el principal puesto fronterizo con Mauritania. Rabat considera la zona entre el puesto y la frontera con Mauritania como 'tierra de nadie', mientras que el Frente Polisario lo considera territorio propio y que así lo recoge el acuerdo de alto el fuego firmado por ambas partes en 1991.

Contador