Publicado 14/10/2020 19:50CET

Sánchez pide junto a otros diez líderes europeos que la UE se comprometa a reducir un 55% sus emisiones para 2030

UE.- Sánchez pide junto a otros diez líderes europeos que la UE se comprometa a
UE.- Sánchez pide junto a otros diez líderes europeos que la UE se comprometa a - Moncloa

   BRUSELAS, 14 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha firmado una declaración junto con los presidentes o primeros ministros de Francia, Portugal, Suecia, Dinamarca, Finlandia, Países Bajos, Luxemburgo, Irlanda, Letonia y Estonia en la que piden que la UE se fije el objetivo de reducir "al menos un 55%" las emisiones de gases de efecto invernadero para 2030.

   La declaración, a la que ha tenido acceso Europa Press, llega un día antes de que los líderes de la UE se reúnan en Bruselas para, precisamente, debatir la hoja de ruta del bloque en materia climática y, en particular, la revisión de la meta al finalizar esta década. No está previsto, sin embargo, que los Veintisiete tomen una decisión al respecto, puesto que sólo será un debate de orientación.

   En la declaración, estos once líderes se muestran a favor de "sobrepasar sustancialmente" el objetivo actual, que está establecido en el 40%. "Tenemos que acordar un incremento del objetivo climático para 2030 hasta al menos el 55%", reclaman. De esta forma, se alinean con la propuesta de la Comisión Europea, pero se quedan por debajo del nuevo objetivo que defiende el Parlamento Europeo, del 60%.

   Los once jefes de Estado y de Gobierno defienden que una disminución "significativa" de las emisiones de dióxido de carbono (CO2) durante esta década "es necesaria y posible", al tiempo que recuerdan que la UE se comprometió hace casi un año a lograr la neutralidad climática en 2050.

   "El compromiso con la neutralidad climática garantiza que nuestras inversiones en respuesta a la pandemia de Covid-19 no nos devuelven al pasado dependiente de los fósiles", enfatizan en la declaración.

   Además, apuntan que el presupuesto comunitario y el plan de recuperación deben contribuir a aumentar la ambición climática de la UE a través de una meta más elevada y de una forma "socialmente inclusiva" que permita una "transición justa".

   "Una política climática ambiciosa sostiene el crecimiento económico y una prosperidad sostenible", subrayan estos once países en su declaración conjunta, en la que también recuerdan que esta senda 'verde' conduce a un crecimiento más inclusivo y a la formación de nuevos puestos de trabajo, al tiempo que refuerza la innovación y la competencia global.

Contador