Siria.- Turquía recalca que sólo se responsabilizará de los yihadistas en la 'zona segura' que busca crear en Siria

Publicado 10/10/2019 19:01:40CET

MADRID, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Turquía ha recalcado este jueves que sólo será responsable de los presos del grupo yihadista Estado Islámico que se encuentren en los territorios de la 'zona segura' que busca crear con su ofensiva contra las fuerzas kurdas en el noreste de Siria.

"Estados Unidos y otros dejaron muy claro que se quedarán en la zona sur de la 'zona segura' que vamos a establecer, así que esos (los yihadistas que estén en esa zona) serán responsabilidad de los estadounidenses y los otros", ha señalado el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu.

Así, ha subrayado que "si estos campamentos y prisiones están en el área que controla ahora el régimen, es responsabilidad del régimen". "No puedo asumir la responsabilidad de terroristas que no están bajo mi control", ha agregado.

"Nuestra responsabilidad es que rindan cuentas por lo que hicieron, y nos aseguraremos de que no son liberados", ha manifestado Cavusoglu, según ha informado la agencia estatal turca de noticias, Anatolia.

"En todos los aspectos relativos a Estado Islámico, su lucha, la gestión de los prisioneros y la rehabilitación de mujeres y niños, Turquía ha estado haciendo todo lo posible y hará lo que tiene que hacer en Siria", ha remachado.

El ministro de Exteriores turco ha respondido así a las palabras del presidente estadounidense, Donald Trump, en las que señaló que "Turquía será ahora responsable" de los yihadistas capturados en la zona, una vez iniciara su ofensiva.

"Estados Unidos no se hará cargo de ellos por lo que podrían ser muchos años y un gran coste para el contribuyente estadounidense", dijo, antes de resaltar que Washington "ha presionado a Francia, Alemania y otros países europeos, de donde llegaron muchos combatientes de Estado Islámico capturados, que les acepten de vuelta, pero no les quieren y se han negado".

Por otra parte, Cavusoglu ha indicado que la incursión terrestre de las fuerzas turcas, apoyadas por rebeldes sirios, no irá más allá de una franja de 30 kilómetros de profundidad.

"Una vez entremos a 30 kilómetros de profundidad en la 'zona segura', el terrorismo allí será eliminado", ha dicho, en declaraciones a la cadena de televisión CNN Turk. "El propósito de nuestra operación es eliminar el terrorismo", ha reiterado.

El ministro turco ha defendido además el derecho del Ejército del país a usar el espacio aéreo sirio para llevar a cabo su campaña de bombardeos. "Ese espacio aéreo no pertenece a Estados Unidos. No tiene derecho a controlar ese espacio aéreo", ha añadido, tal y como ha recogido la agencia de noticias Reuters.

SUSPENSIÓN DE LAS OPERACIONES

Los países europeos han criticado la ofensiva turca contra las autoridades kurdas y han alertado del impacto de la misma sobre las operaciones contra Estado Islámico.

Las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), cuyo principal componente son las Unidades de Protección Popular (YPG), fueron un aliado clave de la coalición que encabeza Estados Unidos en la lucha contra Estado Islámico en el país.

Fuentes estadounidenses y kurdas confirmaron el miércoles que las FDS habían suspendido sus operaciones contra los yihadistas para hacer frente a la ofensiva militar siria, iniciada a primera hora de ese día.

Durante la jornada del miércoles, Mustafá Bali, uno de los portavoces de las FDS, denunció además que el Ejército turco "ha atacado los alrededores de la prisión de Al Chirkin, en la que hay presos de Estado Islámico".

"El lugar es en el que están los yihadistas más peligrosos", alertó. Las FDS señalaron en un breve comunicado que el ataque ha sido ejecutado "en un intento de los turcos de abrir agujeros en la prisión para liberar a los terroristas".

Bali apuntó además que "cuando Turquía use a los combatientes de Estado Islámico capturados como una amenaza a Europa y el mundo, como hace ahora con los refugiados sirios, recordaremos a los que confiaron a Turquía la gestión de los detenidos que su silencio cómplice es la primera razón detrás de ello".

De hecho, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha amenazado este mismo jueves con "abrir las puertas" para que los refugiados sirios en su país se dirijan a Europa, arremetiendo contra la UE por sus críticas a la operación militar turca en el noreste de Siria.

Contador