Publicado 05/02/2021 13:39CET

Sudán/Etiopía.- Mueren decenas de personas en nuevos enfrentamientos entre Sudán y Etiopía en la frontera común

Militar sudanés examina la destrucción de un arsenal
Militar sudanés examina la destrucción de un arsenal - MOHAMED KHIDIR / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

Decenas de personas murieron el jueves en nuevos enfrentamientos entre las fuerzas de Sudán y Etiopía en la frontera común, según han confirmado este viernes fuentes militares sudanesas, en el marco del repunte de las tensiones entre ambos países durante los últimos meses.

Estas fuentes han indicado que el Ejército logró hacerse con el control de un asentamiento de ciudadanos etíopes en el área de Al Fasha al Sagra, adyacente a la región etíope de Ahmara, y ha agregado que los combates se saldaron con la muerte de un militar sudanés y "decenas" de milicianos etíopes.

Las fuerzas sudanesas ya se hicieron en diciembre con el control de este asentamiento, situado cerca de la localidad sudanesa de Birkat Norin, si bien las tropas etíopes lograron expulsarlas posteriormente.

Fuentes militares sudanesas citadas por la agencia alemana de noticias DPA han elevado a 50 los soldados etíopes muertos en los combates, sin que Adís Abeba se haya pronunciado por el momento sobre los incidentes.

Etiopía exigió recientemente a las fuerzas sudanesas que se retiraran de las zonas en disputa de cara al inicio de conversaciones para solucionar las tensiones, si bien Sudán rechazó esta opción y recalcó que mantendrá el control de todos sus territorios.

Los gobiernos de ambos países empezaron el 23 de diciembre los trabajos sobre la demarcación de su frontera tras los últimos incidentes, que giran en torno a la presencia de agricultores etíopes en territorios sudaneses, un hecho que fue tolerado de forma tácita por el expresidente Omar Hasán al Bashir.

Las autoridades sudanesas surgidas del acuerdo tras el golpe de Estado que derrocó en abril de 2019 a Al Bashir mantienen una postura diferente y reclaman la salida de la zona de estos agricultores, lo que ha provocado un incremento de las tensiones con Etiopía.

Asimismo, el área ha sido escenario de tensiones por la ofensiva contra el TPLF, lanzada el 4 de noviembre en respuesta a un ataque por parte del grupo, que entonces gobernaba Tigray, contra una base del Ejército etíope en la capital regional, Mekelle.