Publicado 04/10/2020 02:16CET

Sudán.- Guterres celebra la firma del acuerdo nacional de paz en Sudán "a pesar de las dificultades"

Sudán.- Guterres celebra la firma del acuerdo nacional de paz en Sudán "a pesar
Sudán.- Guterres celebra la firma del acuerdo nacional de paz en Sudán "a pesar - Luiz Rampelotto/ZUMA Wire/dpa

MADRID, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, ha celebrado este sábado la firma del acuerdo de paz en Sudán entre el Gobierno sudanés y los principales grupos armados del país a pesar de las "dificultades" generadas por la pandemia del coronavirus.

"La firma de hoy del acuerdo de paz en Yuba indica el amanecer de una nueva era para los ciudadanos de Sudán. Es un hito en el camino hacia el logro de una paz duradera y un desarrollo inclusivo. Felicito a los firmantes por trabajar en pro del objetivo común de la paz", ha sostenido Guterres a través de la red social Twitter.

De esta forma, ha señalado que Naciones Unidas apoyará "el histórico camino hacia la paz" en Sudán y ha pedido la colaboración "de todos" en este proceso, haciendo especial hincapié en la situación de Darfur.

En este sentido, también se ha expresado el Alto Representante de la UE para Política Exterior, Josep Borrell, que ha incidido en que es "un día histórico" para el país, sus ciudadanos y para toda la región.

"Muchos han trabajado incansablemente y con valentía para conseguir hacer realidad este acuerdo. La Unión Europea continuará a su lado para implementarlo", ha apuntado.

La estampa de la firma en el acuerdo de paz ha puesto fin oficialmente a casi 17 años de conflicto en el país. Un año entero de negociaciones auspiciadas por el presidente sursudanés, Salva Kiir, han culminado en la firma del pacto entre el Gobierno, representado por el presidente del Consejo de Transición Soberano, Abdulfatá Al Burhan, y delegados de más de diez movimientos armados de Darfur, Kordofán del Sur y Nilo Azul.

De acuerdo con la base principal del texto, los grupos armados deberán ser desmantelados a cambio de la participación en el Gobierno y la integración de los combatientes en el Ejército regular. El acuerdo también aborda la cuestión de la seguridad y la justicia, incluida la creación de un tribunal especial para juzgar los delitos cometidos en Darfur, según recoge la agencia de noticias oficial sudanesa, SUNA.

Sin embargo, el éxito no es total. La alianza de firmantes de grupos armados, el llamado Frente Revolucionario de Sudán (RSF) no ha conseguido incorporar a dos importantes facciones: la del Movimiento de Liberación del Pueblo de Sudán que encabeza Abdulaziz al Hilu (SPLM-N Al Hilu) y la del Movimiento de Liberación de Sudán de Abdeluahid el Nur (SLM-AW).

El jefe de la negociación sursudanesa, Tut Gatluak, ha expresado su deseo de que estas dos facciones puedan incorporarse algún día a los acuerdos.

El Gobierno de transición sudanés, encabezado por Abdalá Hamdok, ha hecho de la paz con los rebeldes que luchan contra Jartum una de sus principales prioridades, ya que supone una de las condiciones clave para que Estados Unidos saque al país de la lista de patrocinadores del terrorismo.

Contador