Publicado 13/04/2021 23:50CET

Tanzania.- Expertos de la ONU denuncian violaciones de los DDHH contra los refugiados burundeses que huyen a Tanzania

Archivo - Desplazados por las lluvias en Tanzania
Archivo - Desplazados por las lluvias en Tanzania - XINHUA - Archivo

MADRID, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de expertos ha alertado este martes al Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas de las violaciones contra las libertades que están sufriendo los refugiados y solicitantes de asilo burundeses que huyen hacia Tanzania.

De acuerdo con los informes que maneja la ONU cientos de miles de personas han sido víctimas de detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas, así como diversas tropelías contra sus Derechos Humanos por parte de las autoridades de Tanzania, en connivencia con sus homólogos de Burundi.

"Estamos extremadamente alarmados por los informes de que algunos refugiados burundeses han sido asesinados después de haber sido secuestrados por las fuerzas de seguridad de Tanzania", ha denunciado este grupo de expertos que forma parte de los procedimientos especiales del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

"Se ha confirmado que hay refugiados han sido tomados por la Policía de Tanzania, sometidos a desaparición forzada y tortura antes de ser devueltos u obligados a firmar un 'retorno voluntario', e incluso "en algunos casos se les pidió dinero para ser liberados", señala el informe.

El clima de inestabilidad y violencia provocado por los enfrentamientos mortales que tuvieron lugar en Burundi durante las protestas en 2015 contra la candidatura del ya finado presidente Pierre Nkurunziza, quien logró salir vencedor por tercera vez, sofocando incluso un mes después de su reelección una tentativa de golpe de Estado, han provocado la huída de cientos de miles de personas hacia los países vecinos.

De acuerdo con las cifras que maneja la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), unas 250 personas fallecieron a causa de estos incidentes y otras 150.000 huyeron del país, la mayoría hacia Tanzania, aunque también a otros lugares como Ruanda, o República Democrática del Congo.

Naciones Unidas sospecha que las autoridades de Burundi, con el apoyo del Gobierno tanzano, estarían buscando entre los refugiados y los solicitantes de asilo a opositores políticos, introduciendo en los campamentos que hay en Tanzania a falsos desplazados encargados de la delación posterior.

"La situación de seguridad en los campamentos parece estar extremadamente comprometida en medio de informes de que agentes de Inteligencia de Burundi, que se hacen pasar por refugiados, están identificando a personas que luego son arrestadas por las fuerzas de seguridad de Tanzania", denuncian.

"El Gobierno de Tanzania es consciente de la situación y debe tomar todas las medidas necesarias para detener y remediar inmediatamente las violaciones", ha reclamado el grupo de expertos que también exige a Burundi que ceje en su empeño de perseguir a quienes huyen de la violencia.

Contador