Publicado 10/11/2020 18:27CET

Tanzania.- El principal candidato opositor a la Presidencia abandona Tanzania tras denunciar amenazas

El candidato opositor Tundu Lissu durante un acto de campaña en Tanzania
El candidato opositor Tundu Lissu durante un acto de campaña en Tanzania - CHADEMA - Archivo

MADRID, 10 Nov. (EUROPA PRESS) -

El principal candidato opositor a la Presidencia de Tanzania, Tundu Lissu, ha abandonado este martes el país, días después de buscar refugio en la Embajada de Alemania a raíz de la campaña de detenciones por parte de la Policía tras los comicios del 28 de octubre y tras denunciar amenazas contra su seguridad.

Lissu, quien entró en la Embajada citando amenazas, ha señalado antes de salir de Tanzania que no huye del país, sino que mantendrá su lucha a favor de la democracia desde el extranjero, tal y como ha recogido el diario tanzano 'The Citizen'.

Asimismo, ha publicado un vídeo en su cuenta oficial en la red social Twitter en la que se le ve saliendo de la Embajada en un convoy de vehículos diplomáticos y acompañado por personal de la legación diplomática.

Por el momento se desconoce a qué país viajará Lissu, vicepresidente del opositor Chadema, si bien volvió al país poco antes de la votación tras varios años en Bélgica, donde recibió tratamiento tras ser víctima en 2017 un intento de asesinato.

Un portavoz del Gobierno tanzano ha afirmado en declaraciones a la cadena de televisión británica BBC que no hay pruebas que respalden la existencia de amenazas contra líderes opositores y les ha acusado de utilizar este argumento para evitar reconocer su derrota en las elecciones.

Lissu fue detenido brevemente la semana pasada, al igual que los líderes de los partidos Chadema y ACT-Wazalendo, Freeman Mbowe y Zitto Kabwe, respectivamente, por convocar protestas contra la victoria del presidente, John Magufuli, en las elecciones.

Junto a ellos fue detenido el exparlamentario Godbless Lema, quien fue arrestado el domingo en Kenia tras cruzar la frontera irregular junto a su familia. Lema, liberado el lunes, ha denunciado la existencia de un complot para asesinarle.

El comandante de la Policía de Dar es Salaam, Lazaro Mabosasa, afirmó la semana pasada que los opositores detenidos eran sospechosos de terrorismo a raíz de supuestos planes para incendiar gasolineras, mercados y edificios gubernamentales en el marco de las protestas convocadas contra los resultados oficiales.

La comisión electoral anunció que Magufuli se ha hecho con el 82,9 por ciento de los votos, por el 12,8 por ciento recabado por Lissu. El partido gubernamental obtuvo además el 99 por ciento de los votos en las parlamentarias.

Tanto Chadema como ACT-Wazalendo se han negado a reconocer el resultado de las elecciones, durante las que han denunciado que se produjeron irregularidades y fraude y han pedido a la comunidad internacional que tampoco reconozca la reelección de Magufuli.

La Alta Comisionada para los Derechos Humanos de Naciones Unidas, Michelle Bachelet, ha expresado este mismo martes su preocupación por los actos de intimidación y acoso contra opositores y ha manifestado que "la tensa situación en el país no será resuelta silenciando a los que se pronuncian contra el resultado de las elecciones, sino a través de un diálogo participativo".

Magufuli, que hizo de la lucha contra la corrupción su principal caballo de batalla, ha sido muy criticado a nivel internacional por la campaña de persecución contra la oposición y las limitaciones a la libertad de prensa y expresión, entre otros.

Contador