Publicado 18/01/2021 10:31CET

Túnez.- Túnez ordena el despliegue del Ejército en varias provincias tras los incidentes durante las últimas protestas

El primer ministro de Túnez, Hichem Mechichi
El primer ministro de Túnez, Hichem Mechichi - Chokri Mahjoub/ZUMA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 18 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Túnez ha ordenado el despliegue del Ejército en varias provincias del país tras los incidentes registrados durante los últimos días de protestas contra la situación económica en el país, según ha informado la emisora tunecina Mosaique FM.

El portavoz del Ministerio de Defensa de Túnez, Mohamed Zekri, ha indicado en declaraciones a este medio que se ha dado orden de desplegar militares en varias provincias, entre ellas Bizerta y Susa, para proteger las instituciones y evitar disturbios.

Las protestas han derivado en incidentes y saqueos en varias ciudades, incluida la capital, Túnez, ante lo que las fuerzas de seguridad han detenido a decenas de personas por su presunta participación en los mismos. Las provincias más afectadas por las protestas han sido Túnez, Kaurián, Monastir y Susa.

Las protestas arrancaron el viernes y se han sucedido durante el fin de semana, con el levantamiento de barricadas con neumáticos ardiendo en varios puntos, en medio de una grave crisis económica recrudecida por la caída del turismo a causa de los atentados de 2015 y la pandemia de coronavirus.

En este contexto, el primer ministro de Túnez, Hichem Mechichi, anunció el sábado una remodelación del Ejecutivo que incluye doce cambios en el seno del Gobierno. "La próxima etapa está llena de desafíos y reformas económicas y lograremos la justicia social", dijo.

Entre las caras nuevas figura Ualid Dabi, quien será el nuevo ministro del Interior, en sustitución de Taufik Charfedín, considerado cercano al presidente tunecino Kais Saied y destituido hace unos días. Los nombramientos deberán ser aprobados por el Parlamento.

La oleada revolucionaria de la 'Primavera Árabe' ha tenido a Túnez como el escenario de los mayores progresos, si bien los sucesivos gobiernos han sido incapaces de mejorar la situación económica. Asimismo, la población permanece desencantada con la falta de avances y el aún muy elevado desempleo.