Túnez.- Varios partidos de Túnez rechazan la propuesta de Ennahda para formar un gobierno de coalición

Publicado 07/11/2019 23:29:00CET

MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

Varios partidos de Túnez a los que el islamista Ennahda había propuesto una coalición de gobierno han rechazado este jueves la posibilidad de que la formación elija de entre sus filas al nuevo primer ministro.

El Consejo de la Shura de Ennahda propuso en octubre al líder del partido, Rachid Ghanuchi, como jefe del futuro Gobierno en Túnez, después de la victoria del partido en las recientes elecciones parlamentarias.

El jefe del Consejo, Abdelkrim Haruni, resaltó entonces que el organismo había mostrado unanimidad en la importancia de que el primer ministro sea miembro del partido y agregó que "este asunto no es negociable".

"Ennahda, que ganó las elecciones parlamentarias, tiene derecho a encabezar el Gobierno y formar el gabinete según un programa que será desarrollado con sus socios", explicó.

Sin embargo, los partidos Attayar (Corriente Democrática), Achaab y Tahya Tunes se han pronunciado este jueves contrarios a esta posibilidad, según han informado los medios locales.

Attayar, que se hizo con 22 de los 217 escaños del Parlamento --por los 52 recabados por Ennahda-- ha rechazado que el partido islamista nombre al primer ministro y ha reclamado al menos tres carteras en el nuevo Ejecutivo.

En este sentido, ha resaltado que el partido quiere hacerse con los ministerios de Interior, Justicia y Reforma Administrativa, tal y como ha recogido la emisora local Mosaique FM.

El partido islamista, de tendencia moderada, ha sido hasta ahora uno de los principales actores en la política tunecina desde la revolución de 2011 contra Zine el Abidine ben Alí.

La fragmentación parlamentaria fuerza a los partidos a buscar coaliciones para intentar buscar una mayoría que dé capacidad de maniobra al Ejecutivo que saldrá de las urnas.

La Constitución de 2014 contempla que el primer ministro es uno de los miembros del partido con más representación parlamentaria y, desde 2011, ha habido diversas coaliciones entre partidos seculares e islamistas.

En caso de que en dos meses no haya un acuerdo de coalición que garantice al bloque los 109 parlamentarios necesarios para tener la mayoría absoluta, el presidente puede dar el mandato a otro partido para intentar alcanzar un pacto. En caso de que no fructifique, se convocan nuevas elecciones.

Contador