Publicado 01/07/2021 22:46CET

Turquía.- El Constitucional turco ordena liberar a un diputado del prokurdo HDP por violar sus derechos políticos

Archivo - 21 March 2021, Turkey, Ankara: A Pro-Kurdish Peoples' Democratic Party (HDP) supporter shouts slogans during a rally on the occasion of the Nowruz, the Persian new year. Photo: Tunahan Turhan/SOPA Images via ZUMA Wire/dpa
Archivo - 21 March 2021, Turkey, Ankara: A Pro-Kurdish Peoples' Democratic Party (HDP) supporter shouts slogans during a rally on the occasion of the Nowruz, the Persian new year. Photo: Tunahan Turhan/SOPA Images via ZUMA Wire/dpa - Tunahan Turhan/SOPA Images via Z / DPA - Archivo

ESTAMBUL, 1 Jul. (DPA/EP) -

El Tribunal Constitucional de Turquía ha ordenado este jueves la puesta en libertad del activista por los Derechos Humanos y diputado del Partido Democrático de los Pueblos (HDP) Omer Faruk Gergerlioglu, al considerar que hace tres meses cuando fue detenido se violaron sus derechos políticos.

Gegerlioglu había sido condenado a dos años y medio de prisión por un delito de apología del terrorismo tras compartir una imagen en su cuenta de Twitter en favor del proceso de paz turco kurdo. Como consecuencia de esta sentencia fue despojado de su cargo como diputado del HDP en el Parlamento y un mes después entró en prisión, en donde ha permanecido hasta ahora.

El tribunal sostiene que se violaron los derechos políticos de Gergerlioglu, así como su libertad de expresión, por lo que ha demandado su puesta en libertad de inmediato. Su hijo, Salih Gergerlioglu, ha confirmado la noticia a través de sus redes sociales. "La decisión se tomó por unanimidad. A mi padre lo libera".

Según la Constitución turca, el mandato de un miembro de la Asamblea puede ser revocado en caso de que se cometa un delito, aunque el escaño no se le retira hasta que se informa a la cámara de la sentencia definitiva.

Esta decisión del Constitucional se produce una semana después de que el mismo tribunal aceptara la petición de la Fiscalía para la disolución del HDP por presuntos lazos con el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), al que Ankara considera como un grupo terrorista.

Desde que se produjeran las fuertes manifestaciones de finales de 2104 en varios puntos de la geografía turca contra los ataques de Estado Islámico sobre la región kurda de Kobani, un centenar de militantes y simpatizantes del HDP han sido detenidos y acusados de "terrorismo" y de las muertes que se produjeron aquellos días de protestas.

Las autoridades turcas han cesado en los últimos meses a decenas de alcaldes del HDP, el tercer partido con más representación parlamentaria, por estos cargos y les han reemplazado con funcionarios estatales, en el marco de la campaña de represión contra los consejos locales controlados por este partido opositor.

Por otra parte, el Ejército turco ha intensificado sus operaciones contra el PKK tanto en sureste el país --de mayoría kurda-- como en el norte de Irak --donde la formación cuenta con numerosas bases-- desde que quedó roto el alto el fuego entre el Gobierno y el grupo armado en julio de 2015.

Contador