Publicado 03/12/2020 12:22CET

UE.- España prefiere un acuerdo sobre el fondo europeo que incluya a Polonia y Hungría y les pide "responsabilidad"

MADRID, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno español sigue prefiriendo un acuerdo con Polonia y Hungría como vía para activar el fondo de recuperación post-Covid de 750.000 millones de euros, aunque la Comisión Europea ya está estudiando opciones jurídicas para sacarlo adelante dejando fuera a estos países.

"Estoy convencida de que seremos capaces de llegar a un acuerdo, para eso trabaja España, creemos que es la mejor opcion", ha dicho la ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, en una entrevista en Bloomberg TV, recogida por Europa Press.

A su juicio, lo que hay que hacer es seguir pidiendo a estos dos países que "se comporten responsablemente" y trabajen para lograr un consenso. El secretario de Estado para la UE, Juan González-Barba, viajó este miércoles a Varsovia y la semana pasada a Budapest.

Según la ministra, los demás socios están dispuestos a escuchar sus preocupaciones, pero estos dos gobiernos tienen que ser responsables también con sus propios gobiernos y ciudadanos: "Se están moviendo sobre una línea muy fina, sus empresas y ciudadanos necesitan estos estímulos tanto como los demás".

Por otro lado, en la recta final de las negociaciones del Brexit, González Laya ha expresado la "plena confianza" del Gobierno español en el negociador, Michel Barnier, y en su capacidad para conseguir un resultado que defienda los intereses de la UE y de todos sus Estados miembros.

Preguntada sobre si Francia, Bélgica, Países Bajos y Dinamarca han advertido de la posibilidad de que la UE ceda demasiado en la negociación, ha señalado que lo que se ha hecho en las últimas horas es "analizar el estado de la situación" y ha admitido que hay "intereses específicos" como la pesca o el interés en alcanzar un acuerdo que impida una competencia desleal en el futuro.

González Laya cree que lo que hace falta ahora es "voluntad política por las dos partes" para acabar de "aterrizar" el acuerdo, y que la "zona de aterrizaje" está clara, o al menos más clara que antes.

Además, no ha querido entrar en la posibilidad de una prórroga de la negociación más allá del 31 de diciembre, recordando que ese escenario lo descartó el Gobierno británico "muy firmemente" hace meses. Si las circunstancias cambiasen porque Reino Unido pidiese una prórroga, se estudiaría en el momento, se ha limitado a decir.

"Obviamente, si no hay acuerdo y no se extienden las negociaciones veremos que Reino Unido se va y las fronteras se convierte en una realidad. En el caso de España será la frontera con Gibraltar, porque se convertirá en frontera exterior de la UE", ha admitido.

Por eso, ha insistido en emplear "todos los esfuerzos" para que Reino Unido deje la UE "bajo términos negociados" porque los ciudadanos y las empresas necesitan "certidumbre".