Publicado 22/03/2021 20:07CET

UE.- La Eurocámara analiza la discriminación de familias LGTBIQ que pierden derechos cuando viajan a otro país UE

BRUSELAS, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

La comisión de Peticiones del Parlamento europeo ha analizado este lunes posibles casos de discriminación de familias del colectivo LGTBIQ que ven algunos de sus derechos ignorados cuando se trasladan a algunos Estados miembro, un agravio que los eurodiputados han pedido examinar a la comisión europarlamentaria de Justicia e Interior y también a la Comisión Europea, para que tome medidas.

Así lo han decidido tras escuchar a varias familias europeas del colectivo LGTBIQ que denuncian la discriminación que sufren cuando viajan de un Estado miembro a otro y se encuentran con que derechos adquiridos en el primero, como el matrimonio entre personas del mismo sexo o el reconocimiento de los hijos de la pareja, son ignorados en el territorio de otros socios de la UE.

Entre las intervenciones, Catalina Pallàs, de la Asociación de Familias LGTBI de Cataluña, ha alertado de las "graves desigualdades" que se crean entre europeos por la negativa de algunos Estados miembro a reconocer los vínculos familiares legales de una familia 'arcoíris', porque al trasladarse de país pueden enfrentarse a la pérdida de derechos como la reunificación familiar o de beneficios sociales y fiscales.

Pallàs ha pedido por ello medidas para asegurar que no hay ciudadanos "de segunda" y que la Unión Europea es un lugar "seguro para todos", en donde los derechos de todas las familias son respetados por igual incluso en Estados miembro en donde no hay legislación vigente específica, por ejemplo con el reconocimiento mutuo de los documentos civiles dentro del espacio común.

También ha denunciado la violación del derecho a la libre circulación dentro de la UE otro ciudadano español, Ramón Antonijoan, que ha explicado que está casado con un ciudadanos de nacionalidad polaco con quien tiene dos hijos nacidos en Estados Unidos por gestación subrogada.

A pesar de contar con un libro de familia expedido por las autoridades españolas que recogen la "realidad familiar" de esta pareja, en palabras del peticionario, cuando se trasladan a otros Estados miembros dejan de ser considerados como tal, incluido en el país de origen de su pareja, Polonia, en donde no han podido registrar a sus hijos porque las autoridades exigen el nombre de una madre para ello.

"Es necesario reconocer y homologar los documentos oficiales de estado civil y nacimiento como ya ocurre con los casos de heterosexuales. Es evidente que se merecen los mismos derechos", ha remchado.

En este contexto, la mayoría de eurodiputados que han tomado la palabra lo han hecho para expresar su apoyo y reivindicar la necesidad de que la Comisión Europea tome iniciativas legislativas que afiancen la protección de los derechos del colectivo, como ha sido el caso de la eurodiputada de UP Sira Rego y de la de ERC Diana Riba.

Sin embargo, eurodiputados del Partido Popular Europeo y de los Conservadores y Reformistas han pedido no dar continuidad al caso tras el debate de este lunes, unos porque consideran que se afecta a competencias nacionales sobre las que la UE no debe actuar y otros tratando de desacreditar las reivindicaciones del colectivo LGTBIQ al acusarles de querer imponer "la dictadura de una minoría".

Expertos de la Comisión Europea, sin embargo, han reconocido que hay aspectos vinculados al derecho de familia sobre el que tienen competencia exclusiva los Estados miembro, pero también ha expresado el compromiso de Bruselas por avanzar en la protección del colectivo y ha subrayado que hay derechos como la libre circulación y la no discriminación que ya están protegidos por la UE. En este marco, el Ejecutivo comunitario prepara distintas iniciativas legislativas que espera presentar de aquí a un año.

Así las cosas, la presidenta de la comisión de Peticiones, Dolors Montserrat, ha concluido tras escuchar todas las intervenciones que las peticiones deben seguir abiertas para no cerrar el análisis en la Eurocámara y ha anunciado que se solicitará un dictamen sobre la situación en la UE a la comisión de Justicia, Interior y Libertades Civiles.

Montserrat también ha recalcado que se pedirá a la Comisión Europea información detallada sobre las acciones que prepara y la evaluación de la situación, al tiempo que ha asegurado que seguirán su trabajo con atención y esperan información periódica sobre la evolución de sus propuestas.