UE.- El Eurogrupo afronta con un "nuevo estado de ánimo" el debate sobre el fondo de garantía de depósitos

Publicado 07/11/2019 20:41:40CET

El Sur no comparte la propuesta de Berlín de condicionarlo a cambios en el tratamiento de la deuda soberana

BRUSELAS, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona (Eurogrupo) afronta "con un nuevo estado de ánimo" el debate sobre la creación de un fondo europeo de garantía de depósitos, hasta ahora bloqueado por la oposición de Alemania, después de la propuesta elaborada por Berlín para dar un impulso a las negociaciones.

Sin embargo, los países del Sur, especialmente España e Italia, no ven con buenos ojos una parte muy importante del planteamiento del Gobierno alemán, que condiciona los avances en este instrumento a una nueva calificación de la deuda soberana cuando se encuentre en los balances de las entidades financieras.

En su propuesta, el ministro de Finanzas alemán, Olaf Scholz, aboga en concreto por eliminar la calificación de activo libre de riesgo de la que goza ahora la deuda pública, un hecho que obligaría a los bancos a aumentar aún más sus colchones de capital.

A pesar de esta discrepancia, que amenaza con ser el campo de batalla en futuras negociaciones, el presidente del Eurogrupo, Mário Centeno, ha asegurado que el Eurogrupo afronta ahora con un "nuevo estado de ánimo" el debate sobre el fondo único de garantía de depósitos (EDIS), cuya propuesta original por parte la Comisión Europea data de noviembre de 2015.

El portugués, sin embargo, ha reconocido que cambiar la calificación de la deuda soberana es una cuestión "sensible" entre las capitales de la moneda única porque podría afectar a los mercados financieros.

"El mensaje que quiero dar es que tomaremos decisiones equilibradas y bastante responsables para proteger todos nuestros sectores financieros a nivel nacional y garantizar un sector financiero europeo estable", ha subrayado Centeno.

A su llegada al encuentro del Eurogrupo, la ministra en funciones de Economía y Empresa, Nadia Calviño, ha dejado claro que el EDIS y la deuda soberana son cuestiones distintas. "Lo que yo creo es que no hay que condicionar el progreso en la creación de un fondo de garantía de depósitos a esta cuestión. Se trata de cuestiones en las que hay que trabajar en paralelo", ha afirmado.

La ministra española, además, ha reivindicado la necesidad de trabajar también en la puesta en marcha de un "instrumento fiscal, bono o título de deuda" que pueda ser el "embrión" de un instrumento fiscal mutualizado más ambicioso.

El ministro italiano Roberto Gualtieri comparte la idea de Calviño de crear un "activo seguro europeo", al tiempo que ha señalado que las posiciones de Berlín y Roma con respecto a un nuevo tratamiento de la deuda soberana están "alejadas".

"Nosotros consideramos que tendría un impacto negativo, también a nivel internacional, porque el Comité de Basilea no ha pedido esa modificación del tratamiento prudencial y crearía una situación de desigualdad a nivel global", ha advertido Gualtieri.

Frente a Madrid y Roma, el alemán Scholz ha señalado que "todo aquel que quiera la Unión Bancaria debe también aceptar que debe haber las mismas reglas para todos y que los bonos públicos en los balances deben estar ajustados a su riesgo".

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Pierre Moscovici, ha celebrado que el debate sobre el EDIS se haya desbloqueado después de tanto tiempo, una sitaución que ha calificado como "bastante alentadora".

Con todo, el francés ha pedido que se llegue a un acuerdo en diciembre sobre la "hoja de ruta" que permita el inicio de las negociaciones políticas. "Es vital que se respete esa fecha", ha subrayado.

Contador