Publicado 08/09/2021 20:51CET

UE.- El paso a un lado de Weber para presidir la Eurocámara abre la carrera dentro del PPE para un candidato alternativo

Archivo - HANDOUT - 27 April 2021, Belgium, Brussels: Leader of the European People's Party at the European Parliament Manfred Weber, speaks during a debate on the EU-UK trade and cooperation agreement on the second day of a plenary session at the Europea
Archivo - HANDOUT - 27 April 2021, Belgium, Brussels: Leader of the European People's Party at the European Parliament Manfred Weber, speaks during a debate on the EU-UK trade and cooperation agreement on the second day of a plenary session at the Europea - Jan Van De Vel/EU Parliament/dpa - Archivo

BRUSELAS, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

El líder del grupo del Partido Popular Europeo, el alemán Manfred Weber, no peleará por la presidencia del Parlamento europeo cuando a mitad de legislatura se vote si continúa el socialista italiano David Sassoli o toma el relevo un eurodiputado 'popular' --como pactaron los principales grupos hace dos años--, lo que en la práctica abre la carrera dentro del PPE para designar un candidato alternativo en los próximos meses.

El anuncio de Weber ha sido una sorpresa para pocos en la Eurocámara, pero su empeño en mantenerse como jefe del PPE pese a todo sí abre las quinielas a quienes aspiraban al liderazgo del grupo parlamentario a su salida y ahora deberán pensar en otras opciones, por ejemplo el español Esteban González Pons, la holandesa Esther de Lange o la maltesa Roberta Metsola.

Por el momento no hay ninguna candidatura oficial y distintas fuentes consultadas ven prematuro que la carrera comience formalmente cuando quedan aún varios meses para elegir al candidato, probablemente en noviembre y preferiblemente por consenso, sin necesidad de voto.

Sin embargo, los nombres de De Lange y Metsola habían sonado ya en algunas quinielas que apostaban por la figura de una mujer y representante de un país pequeño para reforzar una candidatura respetuosa con los equilibrios geográficos y políticos observados en la cúpula de la UE. En su contra jugaría el peso menor de sus delegaciones frente a quienes reclamen perfiles más fuertes para el pulso con Sassoli.

En el caso de González Pons, que no ha tomado ninguna decisión por el momento, cuenta con una presencia de peso en el grupo 'popular' europeo y durante un tiempo fue el que defendía las posiciones del PPE en los grandes debates cuando Weber se ausentaba.

Fuentes 'populares' consultadas por Europa Press consideran "prematuro" el debate, rebajan a "especulaciones" las posibles quinielas y apuntan que, en todo caso, sería una decisión del PP nacional decidir si defender una candidatura concreta.

Entretanto, la forma en que Weber ha anunciado su renuncia ha irritado a eurodiputados de otros partidos por dar por hecho que a partir de enero la presidencia del Parlamento Europeo "pertenece" al PPE.

"Este tipo de arrogancia por parte del PPE es simplemente inaceptable", ha escrito en su perfil de Twitter el eurodiputado Ernest Urtasun (Comuns), mientras su colega holandés Bas Eickhout pedía que "alguien explique al PPE los procedimientos democráticos".

El político alemán se aferra a los acuerdos de julio de 2019 entre el PPE, los Socialistas y Demócratas y Liberales para desbloquear la designación de altos cargos de la UE y colocar al socialista David Sassoli en la Eurocámara.

Sin embargo, fuentes parlamentarias advierten de que los otros grupos podrían no verse "comprometidos" por este pacto que queda ya muy lejos y que apuntaba a Weber y no a otro candidato 'popular' para el relevo de Sassoli.

También pesará el resultado de las inminentes elecciones alemanas en las que todo apunta al debilitamiento de la CDU y en cuyo resultado confían los socialistas europeos para ganar un Gobierno en el seno del Consejo europeo y, por tanto, más fuerza en las negociaciones europeas.

"Ni siquiera disimula ya. Esta es la arrogancia del poder", ha criticado, por su parte, la eurodiputada liberal holandesa Sophie in't Veld, quien también ha afeado a Weber que ignore la "separación de poderes" y pretenda sumar al liderazgo del grupo parlamentario la presidencia del PPE.

En efecto, Weber se ha postulado también este miércoles para suceder a Donald Tusk como presidente del PPE, quien lidera la oposición proeuropea en Polonia pero no ha dicho que vaya a abandonar el partido europeo por ello. Esta cuestión se abordará en la Asamblea del PPE de abril.

Contador