Publicado 17/03/2021 17:55CET

UE.- La UE renovará dos años el mandato de su misión en el Mediterráneo que controla el embargo de armas en Libia

Archivo - La fragata alemana 'Hamburg', parte de la operación 'Irini' en el Mediterráneo para garantizar la aplicación del embargo internacional de armas a Libia
Archivo - La fragata alemana 'Hamburg', parte de la operación 'Irini' en el Mediterráneo para garantizar la aplicación del embargo internacional de armas a Libia - Sina Schuldt/dpa - Archivo

BRUSELAS, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Unión Europea ampliará dos años, hasta marzo de 2023, la misión militar 'Irini' centrada en garantizar el embargo de armas en Libia, tras un primer año de operación satisfactorio, según ha confirmado un alto cargo de la UE.

En un momento en el que el país norteafricano avanza hacia una transición democrática, los Veintisiete prorrogarán la semana que viene el mandato de su misión en el Mediterráneo que vigila el cumplimiento del embargo por vía marítima, aérea y terrestre decretado por Naciones Unidas. La noticia coincide con la visita del Alto Representante de la UE de Exteriores, Josep Borrell, a los cuarteles generales de la misión en Italia, en lo que será un reconocimiento al trabajo realizado durante su primer año de vida.

En Bruselas ven la prórroga por dos años como una "señal potente" del compromiso de la UE con el proceso en Libia y entienden que consolidará una misión que suscitaba dudas y que se lanzó en medio de las dificultades derivadas de la pandemia. "Para los medios con los que ha contado, la misión ha demostrado ser efectiva e imparcial y se han logrado los mejores resultados posibles", valora este alto cargo, que tiene un balance positivo de la misión.

Durante este año, la operación 'Irini' ha realizado un total de 2.340 contactos, ocho inspecciones y ha desviado un buque sospechoso. En el aspecto aéreo, ha identificado 194 vuelos con posible cargamento de armas, según los datos de la propia misión.

Además, ha emitido 22 informes sobre posibles quiebras del embargo de armas al panel de seguimiento de Naciones Unidas. Unas violaciones que se han producido en ambos bandos del conflicto, lo que para Bruselas es una constatación de que la operación cumple su mandato con "total imparcialidad".

Sobre los resultados del primer año de vigencia de la operación, se registra una tendencia a la baja en el tráfico de armas por mar, donde la UE tiene desplegados cuatro buques, produciéndose, por contra, un aumento en el tráfico aéreo. "Existen distintos indicadores que apuntan a que el transporte por mar se ha reducido mucho", ha añadido el alto cargo.

'Irini' arrancó no sin reticencias el pasado marzo. Primero tuvo que superar las reservas de algunos Estados miembros que condicionaron su apoyo a que no realizara tareas de salvamento en el Mediterráneo, la principal labor de la anterior misión 'Sophia'. Durante este primer año, los buques enmarcados en 'Irini' no han realizado ningún rescate, aunque tienen procedimientos para realizarlos de acuerdo al derecho marítimo si se produjera esa circunstancia.

Luego la falta de recursos obligó a retrasar unas semanas el inicio de la operación y suscitó las quejas de Borrell. También recibió críticas de terceros países. El propio gobierno de Tripoli afeó que la operación pudiera representar una interferencia en el conflicto, al igual que Turquía, uno de los actores extranjeros más implicados en el escenario libio, criticó a la UE por ponerse de parte.