Publicado 07/06/2021 13:51CET

Uganda cierra centros educativos y suspende los desplazamientos internos ante el aumento de los casos de coronavirus

Archivo - El presidente de Uganda, Yoweri Museveni
Archivo - El presidente de Uganda, Yoweri Museveni - XINHUA / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

MADRID, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Uganda, Yoweri Museveni, ha ordenado el cierre de todos los centros educativos y ha suspendido los desplazamientos entre los distritos del país ante un nuevo repunte de los casos de coronavirus, que le han llevado a reconocer que la situación "se está convirtiendo en un verdadero problema".

Museveni ha resaltado que, a partir de este lunes, los centros educativos estarán cerrados durante 42 días, periodo en el que quedan prohibidos los desplazamiento y los rezos grupales, al tiempo que ha manifestado que, si no se respetan las restricciones durante la próxima semana, impondrá un confinamiento.

Las medidas incluyen que los profesores sean vacunados antes de volver a las aulas, la suspensión de las reuniones públicas y culturales, la suspensión de los vuelos a India y la suspensión de las operaciones en mercados al aire libre durante 42 días.

Asimismo, Museveni ha recalcado que las actividades deportivas profesionales podrán seguir celebrándose sin espectadores y ha indicado que el toque de queda nocturno sigue en pie entre las 21.00 y las 5.30 horas (hora local).

"En esta segunda oleada tenemos unas cifras mayores durante las últimas dos semanas que en los cuatro meses anteriores", ha argüido el mandatario ugandés, quien ha incidido que entre los motivos de ello está el incumplimiento de las restricciones y los protocolos sanitarios.

"El virus sólo puede ser detenido si toda la población de Uganda asume una responsabilidad personal de protegerse y de proteger a sus familias y los lugares donde trabajan", ha destacado Museveni, tal y como ha recogido el diario ugandés 'New Vision'.

Las autoridades ugandesas han confirmado hasta la fecha 52.935 casos de coronavirus y 383 muertos, según datos facilitados por los Centros de África para el Control y la Prevención de Enfermedades (África CDC), dependientes de la Unión Africana (UA).

Contador