Uruguay/Argentina.- El canciller Gargano afirma que las negociaciones sobre plantas de celulosa "van por buen camino"

Actualizado 04/04/2006 3:34:50 CET

MONTEVIDEO, 4 Abr. (EP/AP) -

El canciller uruguayo Reinaldo Gargano afirmó el lunes que se está avanzando en la posible declaración que firmarían los presidentes de Uruguay, Tabaré Vázquez, y de Argentina, Néstor Kirchner, en el encuentro que mantendrían esta semana para tratar de superar el conflicto por la instalación de dos plantas de celulosa.

Gargano dijo que las negociaciones "van por buen camino" y que se ha avanzado en la redacción general de una posible declaración. Sobre los términos técnicos de este documento, se limitó a decir que "se están contemplando".

Paralelamente, representantes de la empresa finlandesa Botnia, que trabaja en la instalación de una de estas fábricas en la ribera oriental del Río Uruguay, fueron recibidos el lunes por funcionarios del gobierno uruguayo, pero no hubo ningún tipo de declaraciones después del encuentro.

Tras anunciar que estaría dispuesta a paralizar temporalmente las obras, Botnia dio marcha atrás y sigue con los trabajos, según informaron dirigentes del sindicato de la construcción.

La prensa informó que el secretario de la presidencia, Gonzalo Fernández, mantenía el lunes diversos contactos telefónicos con el jefe de gabinete de Argentina, Aníbal Fernández, para procurar zanjar las diferencias que impidieron la realización de la cumbre presidencial entre Vázquez y Kirchner, prevista originalmente para el miércoles pasado.

Respecto al ultimátum dado por los ambientalistas argentinos, que amenazan con reanudar desde el miércoles los bloqueos de los puentes fronterizos que conectan con Uruguay, Gargano estimó que "este tema pondría un obstáculo tremendo a que se lograra una solución".

Gargano reiteró que "las plantas se van a construir en Uruguay", que "no contaminan" y que "que cualquier interrupción de las vías de comunicación entre Argentina y Uruguay es una violación a la ley internacional, al Tratado de Asunción del Mercosur y a la propia ley constitucional argentina".