Actualizado 26/12/2013 23:42 CET

Mario Bergara, nuevo ministro de Economía uruguayo

El presidente uruguayo, José Mujica, y su ministro de Economía, Mario Bergara
Foto: REUTERS

MONTEVIDEO, 26 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Mario Bergara ha asumido este jueves el cargo de ministro de Economía de Uruguay, en sustitución de Fernando Lorenzo, que dimitió el pasado sábado por su supuesta implicación en la liquidación de la aerolínea estatal Pluna.

   En su discurso de investidura, ha prometido "consolidar las orientaciones de la política económica" del Gobierno de José Mujica. "Sin duda tienen una clara continuidad desde el año 2005", ha dicho, según informa el diario uruguayo 'El Observador'.

   Bergara ha admitido que, en el plano profesional, "será un gran desafío dar continuidad a una política económica que ha permitido mitigar, limitar y reducir las enormes vulnerabilidades que tenía el país no hace muchos años".

   En el plano personal, ha apuntado que tampoco será fácil ocupar la vacante que deja Lorenzo "porque siempre ha entrado y salido del Gobierno y de este Ministerio por la puerta grande". "La puerta grande de la ética y de la responsabilidad", ha matizado.

   Al mismo tiempo, Jorge Polgar ha sido nombrado nuevo subsecretario de Economía; Graiela Mazzucchi, directora general de Economía; y Alberto Grana, presidente del Banco Central de Uruguay.

   De acuerdo con las previsiones económicas del Gobierno de Mujica, el país sudamericano cerrará 2013 con un crecimiento en torno al cuatro por ciento, sumando así su undécimo año de expansión consecutivo.

   Sin embargo, Uruguay debe hacer frente a la subida de precios en el comercio minorista, que suma un 8,51 por ciento en el último año, superando así el límite del seis por ciento establecido por el gabinete económico.

DIMISIÓN DE LORENZO

   Lorenzo presentó el pasado sábado su renuncia como ministro de Economía, según fuentes gubernamentales consultadas por el diario uruguayo 'El País', para comparecer ante la Justicia "como un ciudadano común" y "no perjudicar al Gobierno".

   Al parecer, Lorenzo decidió dimitir tras recibir la citación de la jueza de Crimen Organizado, Adriana de los Santos, para declarar por segunda vez en el caso Pluna. El presidente del Banco República, Fernando Calloia, también ha sido llamado.

   El caso Pluna se remonta a 2012, cuando el Gobierno decidió cerrar la aerolínea estatal, que entonces contaba con un pasivo de 300 millones de dólares y un activo de 290 millones de dólares, y comenzar su liquidación.

   La administración pública creó un fideicomiso para organizar la subasta de los bienes de Pluna, incluyendo sus aviones, y así poder compensar el desequilibrio en el balance de la empresa pública sin más gastos para el Estado.

   La Justicia investiga a Lorenzo por pedir a Calloia que el Banco República avalara un crédito de 13,6 millones de dólares a favor de la empresa española Cosmos para que participara en esta subasta, al parecer, sin cumplir el procedimiento establecido.

   A pesar de las supuestas gestiones de Lorenzo y Calloia, finalmente la subasta se frustró porque Cosmos no compró los aviones de Pluna. Entonces, el propietario de Buquebus, Juan Carlos López Mena --con negocios comunes con el emisario de la empresa española, Hernán Antonio Calvo Sánchez--, asumió el aval crediticio.

   No obstante, el cierre y la liquidación de Pluna fueron declarados inconstitucionales, lo que dio a López Mena el derecho a recuperar el dinero pagado por este aval crediticio. Cuando fue a cobrarlo, el fideicomisio de Pluna ya se lo había gastado.