Actualizado 19/02/2006 21:14:50 +00:00 CET

Venezuela/EEUU.- Chávez asegura que Venezuela derrotará los intentos desestabilizadores de Estados Unidos

CARACAS, 19 Feb. (EP/AP) -

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, advirtió hoy a la secretaria de Estado norteamericana, Condoleezza Rice, que no "se meta" con él y aseguró que fracasarán sus intentos diplomáticos para volver a los países latinoamericanos contra Venezuela.

"No te metas conmigo", le dijo el domingo Chávez a Rice a través de la televisión. Asimismo, atribuyó la oposición de Washington a su Gobierno al hecho de que desarrolla proyectos petroleros y de gas natural con sus amigos de Latinoaméica y no con Estados Unidos.

"Estamos rompiendo las cadenas de imperialismo", afirmó durante su programa semanal de radio y televisión 'Aló, presidente' en la ciudad de Puerto Ordaz en el estado Bolívar, a unos 500 kilómetros al sur de la capital. "Toma tu beso, Condoleezza", dijo Chávez en tono irónico después de poner sus labios sobre su mano.

Las relaciones entre Caracas y Washington se han tensado recientemente porque autoridades de Estados Unidos han expresado preocupación por la salud de la democracia venezolana y las amenazas del Gobierno de Chávez de que cortaría el suministro de petróleo a Estados Unidos.

Rice aseguró esta semana que Venezuela es "uno de los más grandes problemas" para Estados Unidos en América y calificó su cercanía a Cuba como "particularmente peligrosa" para la estabilidad hemisférica.

Añadió también que pediría apoyo internacional entre los líderes de América Latina por la amenaza que representa Chávez para las democracias de la región.

El "frente unido contra Venezuela está llamado a fracasar, lo vamos a derrotar", aseguró Chávez, cercano aliado del mandatario cubano Fidel Castro. El presidente insiste en que su Gobierno es uno de los más democráticos en el mundo y acusa a Washington de conspirar en su contra. Asegura que Estados Unidos respaldó el breve golpe de Estado que lo sacó del poder durante unas 48 horas en abril de 2002. Autoridades estadounidenses niegan esas acusaciones.