Perú llama al diálogo en Venezuela y aboga por tratar este asunto en la OEA

Publicado 02/03/2014 17:48:08CET
REUTERS

LIMA, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Exteriores de Perú, Eda Rivas, ha hecho un llamamiento al diálogo para solucionar la crisis venezolana y se ha mostrado a favor de celebrar una reunión en la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre este asunto.

"Nuestra posición es el llamado al diálogo, a que el propio pueblo venezolano encuentre una solución a sus temas. Es una posición de respeto institucional y de respeto a la democracia", ha dicho este domingo en declaraciones a ATV+.

Interrogada sobre el alcance regional de la crisis venezolana, ha considerado que la OEA "es un foro en el que se debe y se puede" abordar este tema, aunque ha subrayado que Perú "no se opone" a que se debata en otros como la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR).

Es la primera vez que el Gobierno de Ollanta Humala se pronuncia sobre la crisis política en el país vecino, a pesar de que se desató el pasado 12 de febrero y después de todos sus colegas regionales, algo que ha sido muy criticado por la oposición.

Esta semana, los líderes de los principales partidos políticos peruanos exigieron al Gobierno, a través de un comunicado conjunto, que solicitara la convocatoria de una reunión urgente en la OEA sobre Venezuela.

La oposición venezolana también está a la espera del pronunciamiento de Lima. Ayer, el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, pidió a Humala "que ayude a evitar la violencia del Gobierno en Venezuela", en una entrevista concedida al diario 'El Comercio'.

Humala perdió las elecciones de 2006, las primeras a las que concurrió debido a su cercanía ideológica al fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez, lo que en los comicios de 2011 le llevó a distanciarse de la llamada Revolución Bolivariana.

UNASUR VS OEA

El ministro de Exteriores de Venezuela, Elías Jaua, ha anunciado que el Gobierno acudirá a UNASUR para debatir la crisis política al considerar que es "más eficiente" que otras organizaciones regionales para "desactivar golpes" de Estado.

"Lo demostró en los casos de Bolivia, Ecuador, Paraguay y en Venezuela, cuando estos mismos sectores fascistas desconocieron los resultados de las elecciones presidenciales del 14 de abril de 2013", dijo desde Brasil.

Jaua explicó que el Gobierno confía en las nuevas organizaciones regionales por que "han sido más eficientes que otras que no han demostrado a lo largo de su historia tener la misma capacidad de encontrar mecanismos que permitan la rápida desactivación de los intentos de golpe y agresión a las democracias de la región".

El jefe de la diplomacia venezolana se refirió así a la OEA, que estaba previsto que se reuniera de urgencia el pasado jueves para debatir la crisis política, pero que finalmente no lo hizo por la oposición de Caracas por un defecto de forma en la convocatoria.

Panamá, el país que promovió la sesión extraordinaria del Consejo Permanente de la OEA, ha aclarado que la reunión no se ha cancelado, sino que se ha pospuesto, y que intentará que se celebre "cuanto antes", a pesar del rechazado de Venezuela.

El Gobierno venezolano ha denunciado en numerosas ocasiones la supuesta parcialidad de la OEA, con sede en Washington, al debatir las crisis políticas regionales porque --según argumenta-- está a las órdenes de la Casa Blanca.

La crisis política en Venezuela se desató el 12 de febrero, cuando arrancaron las protestas antigubernamentales y la represión de las mismas por parte de las fuerzas de seguridad y de civiles armados, lo que ha dejado al menos 50 muertos y cientos de heridos y detenidos.