Publicado 05/11/2020 08:02CET

Viena.- Consejero para la desradicalización del terrorista de Viena notó signos de creciente extremismo antes del ataque

VIENA, 5 Nov. (DPA/EP) -

El hombre que asesinó a cuatro personas e hirió a más de 20 en Viena esta semana había expresado crecientes creencias religiosas extremistas antes del ataque, según su consejero de desradicalización, de acuerdo a fuentes de DPA.

El consejero, que trabaja con la organización sin ánimo de lucro Derad, informó de esto a las autoridades judiciales, ha señalado el cofundador de Derad, Moussa Al-Hassan Diaw.

Sin embargo, el consejero no vio signos de que el joven hombre hubiera planeado un ataque sangriento, ha afirmado Diaw, quien ha subrayado que no cree que deba culparse a las autoridades judiciales de lo sucedido.

El perpetrador del atentado, Kujtim Fejzulai, había sido condenado a prisión por intentar unirse al Estado Islámico en Siria, pero fue liberado en diciembre con la condición que trabajaría junto a los agentes de la condicional y Derad.

Este lunes, Fejzulai fue abatido por la bala de un agente de policía, nueve minutos después de iniciar un tiroteo.

El canciller austriaco, Sebastian Kurz, ha criticado la liberación temprana a la que ha calificado de error, mientras que el ministro del Interior, Karl Nehammer, ha señalado que el terrorista engañó a Derad haciéndoles creer que no era un terrorista.

"No hay una decepción porque nuestro compañero en ningún momento pensó que este hombre estuviera desradicalizado", ha respondido Diaw, negando la teoría del ministro.

Al contrario, el consejero de Fejzulai vio que su cliente estaba desarrollando dudas sobre su propia devoción, lo que es incluso más extremo que acusar a otros de falta de fe, según el experto en desradicalización.

"Esta duda sobre ti mismo lleva a veces a la desesperación", ha dicho explicando que a veces quien piensa así se dedica a la oración, los actos violentos o incluso el suicidio.

El ministro Nehammer reconoció este miércoles que los servicios de inteligencia cometieron errores después de saberse que Eslovaquia alertó en julio de que Fejzulai había intentado comprar munición en el país.

Contador