Publicado 03/07/2021 15:13CET

Yemen.- El CICR denuncia que millones de yemeníes se juegan la vida para obtener agua potable

Archivo - Desplazados internos en el norte de Yemen
Archivo - Desplazados internos en el norte de Yemen - MOHAMMED AL-WAFI / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) ha denunciado que millones de yemeníes arriesgan sus vidas al intentar obtener agua potable con incursiones en territorios de conflicto dada la falta de suministro regular en sus domicilios.

"El acceso de los yemeníes al agua, a la comida y a los servicios básicos es cada vez más difícil según la financiación para la ayuda humanitaria ha descendido claramente", ha lamentado la organización en un comunicado.

Las cifras son desoladoras. La red nacional de agua solo llega a un 30 por ciento de la población y en muchos puntos está deteriorada o necesita una sustitución inmediata. Más de 15 millones de yemeníes se ven obligadas a "recurrir a métodos caros y que requieren de demasiado tiempo para encontrar el agua necesaria todos los días".

Om Yahya, madre de cuatro hijos y residente a las afueras de la capital del país, Saná -- en manos de la insurgencia huthi --, denuncia que "no hay agua potable, ni proyectos hídricos que funcionen". "Tenemos que esperar horas a la intemperie hasta que llegan los camiones", ha lamentado.

Los niños, denuncia un residente de la gobernación de Haja, Hasán, se ven obligados a viajar en burro para conseguir agua. El viaje les destruye el cuerpo y muchos de ellos padecen malformaciones. Los agricultores se ven obligados a beber el agua destinada a sus cultivos, no apta para el consumo humano. Los brotes de cólera y diarrea son habituales.

La gravedad de la inseguridad alimentaria sigue empeorando a medida que se prolonga el conflicto. La mayoría de los yemeníes sobreviven con una comida al día y la desnutrición infantil está aumentando y ello sin tener en cuenta la pandemia, las inundaciones, plagas de langostas, el colapso económico nacional y la reducción de la ayuda humanitaria.

Casi 25 millones de yemeníes, de una población total de 30 millones, necesitan algún tipo de asistencia humanitaria, pero la financiación para Yemen está disminuyendo drásticamente. La última conferencia internacional sobre contribuciones de Yemen, a principios de este año, solo alcanzó el 50% del objetivo de financiación.

"Es importante que el mundo no se olvide de la difícil situación de la población que sufre la guerra y la violencia", ha lamentado el presidente del CICR, Peter Maurer, quien recuerda que los yemeníes se enfrentan a un grave futuro: "A medida que la situación empeora, la atención del mundo disminuye".

Contador