Publicado 23/07/2021 19:31CET

El arzobispo de Santiago de Compostela: "Ojalá podamos tener esa gracia de la visita del Papa Francisco, invitado está"

Portada del especial de la revista Omnes por el Año Santo Compostelano.
Portada del especial de la revista Omnes por el Año Santo Compostelano. - OMNES

MADRID, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

El arzobispo de Santiago de Compostela, Julián Barrio, ha mostrado su deseo de que el Papa Francisco viaje "como peregrino" a Compostela con motivo del Año Santo Compostelano, que se prolongará hasta 2022 debido a las extraordinarias circunstancias provocadas por la pandemia de la Covid-19.

"Nada me agradaría más que así fuese, que el Santo Padre viniese a Compostela como peregrino. Ojalá podamos tener esa gracia de la visita del Papa Francisco. Invitado está. Y no solo por parte de la Iglesia", asegura Barrio en una entrevista con la revista Omnes, recogida por Europa Press.

El arzobispo precisa que "sería un maravilloso regalo contar con su presencia" y para él, después de haber tenido "la satisfacción de recibir a Benedicto XVI", constituiría "otro de esos momentos para agradecer al Señor".

En concreto, la entrevista se puede leer en un especial de 48 páginas titulado 'En camino hacia Santiago', con ocasión del Año Santo Compostelano, que acompaña al número de verano de julio-agosto de la revista Omnes.

Los temas del especial abarcan desde su propio significado, hasta la tumba del Apóstol como corazón de la catedral, pasando por el Camino de Santiago, la restauración del Pórtico de la Gloria o los Caminos de Europa hacia Santiago, además de la entrevista con el arzobispo.

Las páginas están ilustradas con fotografías y grabados y recogen información práctica para el peregrino. Se incorporan también sendos códigos QR para disponer en el móvil de toda la información sobre el Jubileo y el Camino, y para sellar la credencial del peregrino de forma digital.

En la presentación del número especial dedicado al Año Santo Compostelano se recuerda que este año 2021 se celebra un Año Santo especial, por varios motivos. En primer lugar, porque las circunstancias en las que se celebra están marcadas por la pandemia, que ha motivado la decisión del Papa Francisco de prolongar el Año Santo; y en segundo lugar, porque la llegada a Santiago este año tiene para el peregrino un "premio" extraordinario: ver restaurados el Pórtico de la Gloria y la catedral.