Bolivia.- Militantes del MAS y del opositor Podemos protagonizan su primer enfrentamiento verbal en Trinidad

Actualizado 20/06/2006 15:37:11 CET

TRINIDAD (BOLIVIA), 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

Decenas de militantes del Movimiento Al Socialismo (MAS, en el poder) y de Poder Democrático Social (Podemos, oposición liderada por el ex presidente Jorge Quiroga) protagonizaron ayer lunes en Trinidad, departamento del Beni (noreste) el primer enfrentamiento verbal que se produce entre simpatizantes del Gobierno del presidente Evo Morales y de la oposición en Bolivia.

Según la Agencia Boliviana de Información (ABI, oficial), durante acto en el que se adjudicaba el proyecto de interconexión eléctrica Caranavi-Trinidad, un grupo de militantes del MAS irrumpieron en el lugar con banderas del partido ante la sorpresa del prefecto del departamento del Beni, Ernesto Suárez Satori, el alcalde de Trinidad, Moisés Shriqui, y funcionarios de dicha entidad pública.

Mientras el prefecto Suárez Satori hacía uso de la palabra dando inicio al acto, los funcionarios de la prefectura, según ABI, convocaron a militantes de Podemos, "que no tardaron más de 15 minutos en arribar hasta esos ambientes vestidos con poleras rojas, banderines en mano".

El acto transcurría con normalidad hasta que el viceministro de Electricidad y Energía Alternativa, Jerjes Mercado Suárez, hizo uso de la palabra. En el momento en que la autoridad dijo que la concreción del proyecto de ampliación eléctrica Caranavi- Trinidad se realizaba por instrucción directa del presidente de Bolivia, Evo Morales, "se escucharon vivas y aplausos de parte de los militantes masistas hacia el mandatario y por la autonomía departamental".

Inmediatamente después se escucharon insultos y agresiones verbales como "traidores a su tierra, no quieren la unidad de los bolivianos, quieren seguir en el poder", acusaciones que recibieron la respuesta y los insultos de los partidarios del MAS.

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, llamó a la calma a los simpatizantes de ambos partidos recordando que aquel no era un acto político y asegurando que el compromiso invariable del Gobierno nacional, "más allá de las diferencias de signos ideológicos o políticos, es el desarrollo de los pueblos del departamento del Beni, de Trinidad y de cualquier ciudad o comunidad".