Brasil.- Aumentan a 52 los muertos en Sao Paulo, en la segunda jornada de ataques contra las fuerzas de seguridad

Actualizado 14/05/2006 20:28:30 CET

SAO PAULO, 14 May. (EUROPA PRESS) -

Los ataques iniciados en la noche del viernes en el estado brasileño de Sao Paulo han costado ya la vida a 52 personas --35 policías, cuatro civiles y 14 sospechosos-- y han dejado heridas a otras 50, según el último balance oficial. En cuanto a los motines en cárceles, ya se han producido 36 rebeliones en tantas instalaciones penitenciarias.

Sin embargo, el gobernador del estado de Sao Paulo, Claudio Lembo, aseguró que la situación está bajo control y descartó la ayuda del Ejército y la Policía Federal. "Sao Paulo no necesita de la Policía Federal. El estado va a resolver el problema por sí mismo", agregó, citado por la emisora Jovem Pan.

Además, el gobernador también negó cualquier cambio en el mando de la Policía, y garantizó la permanencia del secretario de Seguridad del Estado, Saulo de Castro Abreu Filho. Lembo canceló algunos compromisos para reunirse nuevamente esta tarde con la Policía estatal.

Las acciones violentas han sido organizadas por el Primer Comando de la Capital (PCC), el principal grupo criminal del estado, relacionado con el narcotráfico, como respuestas a una decisión del Gobierno de la región de aislar a los líderes de la organización.

El jueves, 765 presos fueron transferidos para la cárcel número 2 de Presidente Venceslau, 620 kilómetros al oeste de Sao Paulo, con la intención de impedir las acciones organizadas por la facción, y el viernes ocho líderes del PCC fueron llevados a declarar a la sede del Departamento de Investigaciones sobre el Crimen Organizado (DEIC). en la zona norte del estado.

Entre estos ocho miembros del PCC se encontraba Marcos Willians Herba Camacho, alias 'Marcola', que ayer fue llevado a la cárcel Presidente Bernardes, 589 kilómetros al oeste de Sao Paulo y considerada la prisión más segura del país, donde permanecerá bajo el denominado Régimen Disciplinar Diferenciado, más riguroso.

Desde la noche del viernes, se han registrado un total de 100 ataques contra las fuerzas de seguridad en todo el estado. Según el balance del Gobierno, fueron 42 en la ciudad de Sao Paulo --cinco en el centro, ocho en la zona norte, cinco en la zona oeste, nueve en el sur y 15 en el este--, 17 en Grande Sao Paulo, diez en la costa y 31 en el interior.

Además de los 52 muertos, cerca de 50 personas resultaron heridas: 24 policías militares, cinco policías civiles, cinco guardias, dos agentes penitenciarios, ocho civiles y seis sospechosos.