Publicado 24/05/2021 14:16CET

Casa Real.- IU reclama un cambio en la política migratoria de la UE para evitar depender de la "monarquía feudal" de Marruecos

MADRID, 24 May. (EUROPA PRESS) -

La portavoz de la dirección federal de IU, Sira Rego, ha reclamado la reversión de la actual política migratoria desplegada por la Unión Europea y evitar, con ello, estar en manos de las presiones de una "monarquía feudal" como la de Marruecos.

En rueda de prensa telemática, Rego ha censurado la actitud de Marruecos utilizando las vidas de seres humanos para su "chantaje" y ha criticado que la Unión Europea es "rehén" de su política "fracasada" de financiar con subvenciones a terceros países, para así "externalizar" sus fronteras.

De esta forma, ha instado a redefinir las políticas migratorias que eviten depender en sus relaciones de regímenes "autoritarios" que "ponen en el centro la vulneración de derechos humanos", algo que "no comparten en absoluto".

Para la también eurodiputada, existe una "alternativa" que aportarían "soluciones inmediatas", como abrir "vías legales y seguras", despliegue de un cuerpo público y permanente de rescate en el mar y el reparto "solidario y vinculante" entre todos los estados miembros, para que no soporten únicamente estos flujos los estados frontera de la UE.

PAPEL "LAMENTABLE" DE CASADO

La portavoz de IU ha rechazado definir lo ocurrido en Ceuta como "crisis migratoria", pues eso implicaría asumir que existe una "oleada" de migrantes, algo que es "absolutamente irreal" dado que no existe "avalancha" ni "efecto llamada".

No obstante, sí ha indicado que se ha producido una crisis diplomática con un papel "lamentable" del PP, que se ha alineado con los intereses de la "monarquía feudal marroquí". De hecho, ha lamentado que el líder popular, Pablo Casado, haya tenido poca "altura" en este asunto que se sale del "marco normalizado" de la relación entre oposición y Gobierno.

Además, ha cargado contra el papel "bochornoso" que "una vez más" han desplegado los "odiadores profesionales" de la "extrema derecha", azuzando "odio y bulos".

Durante su comparecencia también ha condenado los últimos asesinados por violencia machista y ha calificado de "insoportable" que continúen muriendo mujeres por el mero hecho de serlo. Por tanto, ha destacado la relevancia del despliegue de políticas de igualdad y del feminismo para combatir la violencia de género.