Actualizado 08/10/2011 08:50 CET

Clima.- La última ronda de negociaciones sobre el cambio climático arroja una 'hoja de ruta' para la cumbre de Durban

CIUDAD DE PANAMÁ, 8 Oct. (Reuters/EP) -

La última ronda de conversaciones sobre el cambio climático han finalizado este viernes con la confección de una 'hoja de ruta' de cara a la convención de la ONU que tendrá lugar el próximo mes en Durban (Sudáfrica).

Los participantes en las negociaciones han sostenido que, tras estas jornadas de reuniones, el terreno está preparado para un tratado a nivel mundial que limite la emisión de gases tóxicos incluso por parte de las potencias más contaminantes, como China y Estados Unidos.

Sin embargo, se han mostrado pesimistas a la hora de precisar si existen posibilidades de que haya un pacto similar al Protocolo de Kioto.

"Los gobiernos están realmente comprometidos para comenzar un proceso hacia (un nuevo pacto), incluidos Estados Unidos y China", ha afirmado la secretaria ejecutiva de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio (UNFCCC), Christiana Figueres.

"Cómo llegarán a este punto y con qué velocidad lo harán, aún está por ver", ha declarado Figueres a Reuters.

El Protocolo de Kioto, que data de 1997, expira el próximo año. En dicho tratado, Estados Unidos no es un país firmante y tanto Rusia como Canadá y Japón se han opuesto manifiestamente a suscribir otro pacto que les obligue a reducir sus emisiones.

RESULTADO "ALENTADOR"

La UE es la única entre los mayores emisores de gases contaminantes que ha expresado explícitamente su deseo de continuar el compromiso contenido en el Protocolo de Kioto.

Al respecto, el negociador de la UE, Tomasz Chruszczow, ha asegurado en una rueda de prensa que "para combatir el calentamiento global de forma efectiva se necesita que el cien por cien de las emisiones" estén dentro del pacto y no solo el quince por ciento, en el caso de que solo la UE mantenga su disposición a recortar las emisiones contaminantes.

Los negociadores han subrayado que la oposición de Estados Unidos junto con la de los países emergentes como Rusia, Brasil y Sudáfirca complica el inicio de una nueva etapa post Kioto que suponga un avance con respecto a la emisión de gases tóxicos a la atmósfera.

Tras siete días de encuentros, la Cumbre ha concluido con la redacción de una 'hoja de ruta' para las potencias mundiales de cara a la reunión de Durban. Un consejero sobre el cambio climático de la ONG Oxfam, Tim Gore, se ha mostrado optimista sobre este texto al afirmar que es "verdaderamente alentador".

Antes de la cumbre en Durban, se celebrará una reunión del G-20 donde se sondearán las posiciones de cada uno de los países con respecto al calentamiento global y las acciones a emprender al respecto, cuyos más acérrimos impulsores son Australia y Noruega.