Publicado 22/05/2021 04:48CET

Coronavirus.- Un estado de Brasil multa a Bolsonaro por causar aglomeraciones y no usar mascarilla

Archivo - Bolsonaro durante un acto
Archivo - Bolsonaro durante un acto - Alan Santos/Palacio Planalto/dpa - Archivo

El Tribunal de Cuentas de Brasil investiga al Ministerio de Salud durante la gestión de Pazuello

MADRID, 22 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno del estado brasileño de Maranhao ha multado este viernes al presidente del país, Jair Bolsonaro, por causar aglomeraciones y no usar mascarilla durante un acto en la ciudad de Açailândia.

La multa impuesta por la Superintendencia de Vigilancia Sanitaria (Suvisa) del citado estado ha señalado que Bolsonaro incumplió con "la obligación de usar mascarilla" y "promovió (...) aglomeraciones de más de 100 personas sin control sanitario", según recoge G1.

El hecho se produce después de que este estado haya confirmado seis casos de la variante india por primera vez en Brasil. Asimismo, este viernes el Ministerio de Salud de Brasil ha informado de 76.855 nuevos casos de la enfermedad y de 2.215 nuevas víctimas en todo el país.

Con estos datos, el total de casos acumulados ha ascendido a 15.970.949 y el de fallecidos a 446.309 desde el inicio de la pandemia.

TRIBUNAL DE CUENTAS INVESTIGA AL MINISTERIO DE SALUD

El Tribunal de Cuentas de Brasil ha abierto este viernes una investigación sobre el Ministerio de Salud por irregularidades en contratos durante el mandato del exministro Eduardo Pazuello.

El fiscal Lucas Furtado ha indicado que esta acción del Tribunal es necesaria para que se investigue la firma de dos contratos sin licitación para la remodelación de almacenes del Ministerio con valor de más de 30 millones de reales brasileños (más de 4,5 millones de euros), los cuales algunos fueron cancelados a pesar de que se solicitaron con urgencia, según recoge G1.

Pazuello, quien fue preguntado durante una de las sesiones de la Comisión Parlamentaria de Investigación (CPI), declaró que la solicitud de urgencia de estos contratos no tuvo que ver con la pandemia sino con "la seguridad de las personas que se encontraban trabajando en las instalaciones".