Publicado 17/12/2021 18:11CET

Costa Rica multiplica por 27 la extensión del Parque Nacional Isla del Coco donde viven 45 especies marinas endémicas

Archivo - El presidente de la República de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada, atiende a los medios de comunicación durante la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), en Madrid (España), a 2 de diciembre de 2019.
Archivo - El presidente de la República de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada, atiende a los medios de comunicación durante la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), en Madrid (España), a 2 de diciembre de 2019. - Jesús Hellín - Europa Press - Archivo

   El país centroamericano pasa de tener protegido un 2,7 por ciento de sus aguas a alcanzar el 30% de superficie bajo esta figura

   MADRID, 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El Gobierno de Costa Rica ha aprobado la expansión del Parque Nacional de la Isla del Coco en 53.000 kilómetros cuadrados, lo que supone multiplicar por 27 su tamaño actual, con el objetivo de proteger la biodiversidad terrestre y marina. Además, ha anunciado la creación del nuevo área marina de manejo 'Montes Submarinos del Bicentenario'.

   El decreto, que ha sido firmado este viernes por el presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, aumenta el área totalmente protegida en sus aguas del Pacífico en casi 53.000 kilómetros cuadrados.

   A unos 500 kilómetros de las costas de la Costa Rica continental, el Parque Nacional Isla del Coco es un área totalmente protegida que prohíbe la pesca y otras actividades extractivas, y fue designada por el gobierno de Costa Rica en 1982.

   En concreto, el nuevo área del Parque Nacional Isla del Coco contará con una extensión de 54.844 kilómetros cuadrados y la nueva Área Marina de Manejo del Bicentenario con 106.285.56 kilómetros cuadrado de resguardo, lo que le permitirá al país ampliar la protección de sus mares -que constituyen un 92 por ciento del territorio costarricense- pasando de un 2,7 por ciento a una protección aproximada de 30 por ciento.

   El presidente Alvarado también creó el Área Marina de Manejo de los Montes Submarinos del Bicentenario, el doble de tamaño del Parque Nacional Isla del Coco ampliado, que incluirá algunas áreas de veda y fortalecerá la gestión pesquera.

   "La ciencia ha concluido que para reducir la pérdida acelerada de biodiversidad que estamos atravesando. Por eso, debemos proteger nuestros ecosistemas terrestres y marinos", expresó el presidente Alvarado.

   La iniciativa forma parte del acuerdo firmado el 2 de noviembre pasado en el marco de la XXVI Cumbre del Clima de Glasgow (COP26) entre los presidentes de Costa Rica, Panamá, Colombia y Ecuador. Estos países se comprometieron a proteger un total de 500.000 kilómetros cuadrados en el Pacífico tropical este.

   Además, la firma del decreto se enmarca en las diversas acciones que emprende el país en la lucha contra el cambio climático, como su impulso a la Coalición de Alta Ambición para la Naturaleza y las Personas. Esta es una alianza liderada por Costa Rica, Francia y Reino Unido, cuyo objetivo es conservar el 30 por ciento de la superficie terrestre y marina para el 2030.

   La región alberga especies en peligro de extinción de tiburones, tortugas marinas y mamíferos marinos que migran entre las áreas marinas protegidas a lo largo de "corredores marinos".

   Costa Rica recuerda que en 2009 National Geographic Pristine Seas junto con sus socios FAICO, Costa Rica Por Siempre, Marviva, The Nature Conservancy, Conservation International, Pretoma y Universidad de Costa Rica, desarrollaron una expedición para estudiar los ecosistemas prístinos en la isla del Coco. El fin último era establecer nuevas líneas de base científicas para los montes submarinos intactos y críticamente importantes que se ubican alrededor de la isla.

   Los expedicionarios marcaron tiburones y tortugas marinas para obtener datos sobre la migración de largo alcance, medir la abundancia de peces de arrecife y tiburones, y realizar los primeros estudios científicos en los montes submarinos al sur de la isla.

   Pristine Seas y sus socios produjeron informes científicos que sirvieron de fundamento para la creación del Área Marina de Manejo y la expansión del Parque Nacional Isla del Coco.

   El explorador residente de National Geographic y fundador de Pristine Seas, Enric Sala, compara la Isla del Coco con Jurassic Park. Esto es como "un raro lugar salvaje" que muestra cómo fue el océano del pasado, pero también cómo podría ser el océano del futuro, si así se decide.

   Además, Sala celebra la expansión del Parque Nacional como un "testimonio del liderazgo oceánico" del gobierno de Costa Rica, que protege aún más a este sitio declarado Patrimonio Natural de la Humanidad de la creciente amenaza de la pesca industrial".

   Por último, el fundador de FAICO, Carlos Manuel Uribe, ha valorado la extensión del Parque Nacional Isla del Coco y la creación del Área Marina Protegida Montes Submarinos del Bicentenario como "un hito histórico para Costa Rica y el océano".

   "Al mismo tiempo, sirve de modelo para que otros países lo emulen y lo sigan. Amigos de la Isla del Coco (FAICO) se compromete a seguir ayudando al Gobierno de Costa Rica en la conservación de su mar", ha defendido.

   Pristine Seas ha apoyado la creación de 26 áreas marinas protegidas en todo el mundo. Actualmente, menos del 8 por ciento del océano está protegido, pero el programa trabajará con comunidades locales, los pueblos indígenas, los gobiernos y sus socios para ayudar a lograr la protección de al menos el 30 por ciento del océano para el 2030.

ENCLAVE DE CARACTERÍSTICAS ÚNICAS

   El Parque Nacional Isla del Coco se ubica en una región donde interactúan las corrientes y los procesos dinámicos del Domo Térmico. Estas corrientes, al chocar con los montes submarinos, generan un ascenso de nutrientes, convirtiéndose en un hábitat esencial para muchas especies marinas, desde las que son base de la cadena alimentaria, hasta grandes depredadores. Estas condiciones oceanográficas particulares de la Isla del Coco no se observan en otras partes del mundo, según asegura el gobierno costarricense.

   La Isla del Coco y los montes submarinos han sido calificados como sitios únicos por su riqueza y abundancia de especies que utilizan sus aguas, por lo que su protección asegura un alto porcentaje de la biodiversidad del país y del mundo.

   El Parque Nacional Isla del Coco alberga 1.688 especies de fauna marina, de las cuales 45 son endémicas (el 47,4% de todas las especies marinas endémicas de Costa Rica).